martes, 22 de agosto de 2017 07:21
Politica

Miliband asume la "responsabilidad total" de la derrota y deja el cargo

|

El candidato laborista en las generales británicas de este jueves, Ed Miliband, ha asumido la "responsabilidad total y absoluta" del varapalo electoral que ha dejado a su partido a casi 100 escaños de sus rivales conservadores y ha anunciado su dimisión "hoy mismo" para permitir la apertura inmediata de un "debate abierto y honesto" sobre el futuro de una formación que ha perdido casi 30 diputados respecto a hace cinco años.

En una intervención ante simpatizantes en Londres, Miliband ha aprovechado para instar a los suyos a conducir este proceso "con el mismo espíritu de civismo y camaradería" que planeaba atribuir al Gobierno, una apelación con la que ha intentado zanjar potenciales divisiones como las que habían marcado al Laborismo en los últimos años con la guerra abierta entre los ex 'premier' Tony Blair y Gordon Brown y la lucha fratricida que él mismo mantuvo en 2010 por el liderazgo.

"Que el derecho a estar en desacuerdo no nos haga desagradables", ha pedido, después de que, durante la campaña, él mismo hubiese reconocido que la disputa con su hermano David por el timón laborista todavía provocaba "dolor" en ambas partes. "Reino Unido necesita ahora un Laborismo más fuerte, que pueda reforzarse tras esta derrota y promover el gobierno que los trabajadores necesitan", ha declarado.

De momento, ha avanzado que la hasta ahora vicelíder, Harriet Harman, precisamente quien lo había promovido en sus inicios en la formación, se encargará de tomar las riendas en este período interino hasta que se elija al que será el cuarto responsable en menos de una década. "Es tiempo de que alguien más asuma el cargo y por eso renuncio hoy mismo, porque el partido necesita un debate abierto y honesto sobre la línea a seguir", ha declarado.

RESPONSABILIDAD TOTAL

Así, en un discurso que "no esperaba", según ha reconocido, tras semanas en las que las encuestas le daban posibilidades de acceder al número 10, ha querido asumir personalmente la "responsabilidad total y absoluta por la derrota". "Lo siento mucho, lo he intentado con todas mis fuerzas, pero no lo he conseguido", ha asegurado no sólo a los electores, sino también a los candidatos que se han quedado sin un escaño en Westminster, a quienes ha invitado a "mostrar responsabilidad para levantarse y dar la batalla".

En este sentido, también ha trasladado un mensaje específico a aquellos que votaron laborista y que "hoy estarán decepcionados, desolados incluso". "Perdimos las elecciones, pero nuestros argumentos permanecen y el Laborismo seguirá persiguiendo su causa por un país que apoye a los trabajadores de nuevo, independientemente de quién sea su líder".

De igual forma, y ante el auge del nacionalismo en Escocia, uno de los factores que más dañaron a los laboristas en las urnas, Miliband ha advertido de la responsabilidad de "responder al desafío de mantener a este país unido", una apelación que ya había realizado en su primera intervención, cuando confirmó su asiento en la Cámara de los Comunes, y la de que repitió mantra: "Creo en Reino Unido, no sólo porque es nuestro país, sino porque es el mejor medio de servir a los trabajadores. Es más lo que nos une, que los que nos divide".

FUERZA DE PROGRESO

En este contexto, y ante la apertura de un nuevo proceso de sucesión, ha reivindicado al Laborismo como "la fuerza del progreso, del Sistema Nacional de Salud, de la defensa del salario mínimo... ningún otro partido ha logrado esto y por ello será de nuevo la fuerza del cambio y del progreso". "El camino de la justicia social no es fácil, pero el cambio ocurre porque la gente no se rinde", ha agregado.

Al respecto, aunque no ha dado pistas sobre su futuro, más allá de su intención de pasar más tiempo con su familia, ha declarado que "ser líder no es la única manera de crear cambio: es la gente la que crea el cambio". "Y esta lucha será siempre mi lucha y siempre estaré ahí, en esa causa, con todos vosotros", ha concluido en una de las intervenciones más apasionadas tras semanas de una campaña en la que ha sido acusado tanto de ser demasiado radical, como de no resultar suficientemente de izquierdas.

NIGEL CLEGG DIMITE POR UN GOLPE "MÁS DEMOLEDOR DE LO TEMIDO"

El líder de los liberaldemócratas británicos, Nick Clegg, ha confirmado su renuncia al timón del partido como consecuencia del varapalo en las generales de este jueves, en las que los suyos obtuvieron un resultado "más demoledor y duro del que había temido", ya que no superaron los diez escaños y se han visto relegados como cuarta fuerza política.

NIGEL FARAGE RENUNCIA AL LIDERAZGO DE UKIP

El líder del UKIP, Nigel Farage, ha confirmado su renuncia después de fracasar en su intento de obtener un escaño en el Parlamento en las generales de este jueves, si bien no ha cerrado la puerta a concurrir de nuevo cuando la formación decida la sucesión el próximo septiembre.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil