jueves, 19 de octubre de 2017 23:53
Sociedad

Jordi Pujol, citado en el juzgado para explicarse por los fondos que ocultó más de 30 años 

|

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol, su mujer y tres hijos están citados a declarar este martes ante la juez como imputados de los delitos contra la Hacienda Pública y blanqueo por los fondos ocultados en el extranjero sin declarar durante más de 30 años.

La magistrada del Juzgado de Instrucción 31 de Barcelona, Beatriz Balfagón, ha llamado para declarar desde las 10 horas en la Ciudad de la Justicia a Pujol; a su mujer, Marta Ferrusola, y a los hijos del matrimonio Marta, Mireia y Pere.

Se producen en el marco de la investigación abierta tras la confesión en julio del expresidente de que la familia ha tenido dinero sin regularizar en el extranjero durante tres décadas y que, según Pujol, es una donación de su padre, mientras que la juez ve "sospechoso" que los fondos investigados provengan de una herencia sobre la que la familia no ha aportado ninguna documentación.

La juez rechazó hace unos días el intento de la defensa del político de archivar su imputación; entre otras razones, por las "escasas explicaciones ofrecidas sobre esos fondos y la nula acreditación de las operaciones realizadas con ellos durante más de 30 años".

"No cabe presumir, a falta de más información y dados los principios básicos del Derecho Penal, que el origen de los fondos depositados en el extranjero sea ilícito, pero eso no significa que haya que aceptar a ciegas, sin realizar ninguna comprobación, la explicación ofrecida por el señor Pujol", argumentó la juez en un auto recogido por Europa Press.

Pujol aseguró que este dinero era herencia de su padre, Florenci Pujol, que murió en 1980, y que se lo dejó a su nuera Marta Ferrusola y los hijos del matrimonio, siendo gestionado por una tercera persona mientras los vástagos eran menores de edad; el expresidente no concretó ni el país en el que estaban, ni a qué hijos se la dejó ni quién era esa tercera persona.

Marta Ferrusola y sus hijos Mireia, Marta y Pere -los cuatro ahora imputados junto a Jordi Pujol- regularizaron en julio del año pasado fondos procedentes de Andorra "en cantidades superiores a los 120.000 euros", recordó la juez.

"Estos hechos por sí mismos resultan sospechosos de infracción penal por cuanto la ocultación de un patrimonio en el extranjero, aun sin conocer el importe, titularidad, origen o gestión del mismo, lleva a pensar en la comisión de un delito contra la Hacienda Pública", razona.

Por eso añade que ahora debe comprobarse si esta regularización se hizo correctamente e investigar incluso si podría tratarse de un delito de blanqueo de capitales "si no puede esclarecer el origen de dichos fondos".

EXPLICACIONES "CONTRADICTORIAS"

De momento dice no poder concluir que los fondos provengan "del cobro de comisiones ilegales por la adjudicación de obras y servicios por parte de la Generalitat", como sí acusaban algunas de las querellas, y por eso admitió a trámite la parte que se dirige contra estos cinco miembros de la familia ahora imputados, y solo sobre la supuesta herencia.

"Las explicaciones dadas al respecto han sido incompletas y contradictorias, resultando esencial conocer a cuánto ascendían realmente esos fondos dinerarios en el momento del fallecimiento de Don Florenci Pujol y a cuánto ascendían en julio de 2004", cuando regularizaron los fondos la mujer de político, Marta Ferrusola, y los hijos del matrimonio Marta, Mireia y Pere.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil