martes, 17 de octubre de 2017 15:11
Opinión

27S: una oportunidad para cambiarlo todo

Joan Mena
Joan Mena

Mas ha convocado las terceras elecciones catalanas en cinco años para el próximo 27 de septiembre de 2015. Si no termina modificando esta fecha, recordemos que el presidente de la Generalitat es especialista en hacer cambios de última hora en función de sus intereses electorales (cambió una consulta con garantías democráticas para un proceso de participación), el 27S puede ser una oportunidad para construir el urgente cambio de hegemonía que necesita Cataluña.

Mas ha convocado las terceras elecciones catalanas en cinco años para el próximo 27 de septiembre de 2015. Si no termina modificando esta fecha, recordemos que el presidente de la Generalitat es especialista en hacer cambios de última hora en función de sus intereses electorales (cambió una consulta con garantías democráticas para un proceso de participación), el 27S puede ser una oportunidad para construir el urgente cambio de hegemonía que necesita Catalunya. No dejaremos que Mas nos enrede: debemos poder votar sobre la independencia en un referéndum con garantías, pero unas elecciones son para cambiar gobiernos, cambiar políticas y decidir todo.

Mas, y CiU, tendrán la tentación de querer convertir las elecciones en un plebiscito sobre la independencia con el único objetivo de no tener que rendir cuentas ni sobre las fracasadas políticas socioeconómicas del gobierno de la Generalitat ni de los casos de corrupción indignos que afectan a la federación nacionalista. Desde 2010, el año en que Mas deviene presidente, Catalunya se ha convertido en el segundo país de Europa con más desigualdades, sólo por detrás de Letonia; ha iniciado un proceso de privatización (ATLL o TABASA) que blinda los privilegios de los amigos del poder; pretende segregar la sanidad pública (con la parcelación del ICS en Lleida o Tarragona); ha desmantelado la educación pública hasta hacerla subsidiaria de la privada y hemos pasado a la segunda división europea en políticas industriales.

Junto a este crecimiento de las desigualdades, la corrupción ha afectado a los cimientos del proyecto nacionalista de CiU, con procesos como el Caso Pujol, el Caso Palau, el Caso ITV ... y así podríamos seguir hasta el embargo de la sede de CDC. En definitiva, un gobierno que ya ha demostrado de lo que es capaz, cuáles son sus prioridades y con el que quiere tapar sus miserias políticas y sus políticas miserables.

Por desgracia, ERC, aceptando la renovación del acuerdo de gobierno impuesto por CiU que nos llevará por segunda vez consecutiva los presupuestos más antisociales del país, renuncia a querer construir una alternativa de izquierdas en Catalunya. Desde ICV-EUiA trabajaremos activamente para construir esta candidatura unitaria de las izquierdas que, al estilo de Syriza en Grecia, devuelva la ilusión a la clase trabajadora y demuestre que otro tipo de políticas son posibles si hay una mayoría social organizada que haga frente a los poderosos. Es necesario Guanyem Catalunya desde un polo de izquierdas que configure un nuevo espacio, porque esta es la única forma de conseguir el cambio en las políticas socioeconómicas del gobierno de la Generalitat, la lucha activa contra la corrupción y el necesario referéndum con garantías democráticas sobre el futuro político de nuestro país que todavía está pendiente. Un nuevo espacio político con las izquierdas rupturistas, el sindicalismo de clase, los movimientos sociales y el activismo organizado.

Pero las elecciones catalanas no vienen solas. En 2015 nos debe servir para ganarlo todo: a nivel local, nacional y estatal. Hay que construir candidaturas unitarias y rupturistas en el máximo de localidades posibles como primera trinchera institucional de la lucha. Las elecciones municipales deben ser el primer peldaño para ganar la hegemonía política y social en nuestro país. Seguidamente, las catalanas deben servir para consolidar este cambio hegemónico y empoderar a los y las trabajadoras. Y, finalmente, las elecciones generales también son una oportunidad para echar a la mafia corrupta del PP y para construir los cimientos de la convivencia política entre los diferentes pueblos de España, basada en el derecho a la autodeterminación como cláusula contractual irrenunciable .

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil