miércoles, 13 de diciembre de 2017 21:37
Sociedad

Trabajadores de la empresa con la que la mujer de Oriol Pujol dice que colaboró, nunca la vieron

|

Un trabajador y un extrabajador de la empresa consultora para la que la mujer del exdiputado de CiU en el Parlament, Oriol Pujol, dice que colaboró en varias operaciones han asegurado a la juez, en su declaración como testigos, que no la conocen de nada ni vieron nunca documentos elaborados por ella. 

Según la tesis del fiscal, Oriol Pujol cobró casi medio millón de euros de este empresario y amigo imputado, Sergi Alsina, por usar su influencia política para favorecer sus operaciones y camuflaron estos pagos como trabajos que la mujer del político y también asesora, Anna Vidal, había simulado hacer pero eran ficticios.

En sus respectivas declaraciones este martes ante la titular del Juzgado de Instrucción 9 de Barcelona, Silvia López Mejía, -que investiga la causa de las ITV-, los dos trabajadores han insistido en que no conocían a Vidal, pese a que ellos participaron en las operaciones de las deslocalizaciones de Sony, Yamaha y Sharp, en las que la mujer de Pujol asegura que también colaboró.

Al preguntársele en la declaración si era habitual que Alta Parners encargará a alguien externo determinadas labores, han dicho que en ocasiones se hacía pero no era normal en trabajos que ellos mismos hacían, y que no les consta que Vidal elaborase ningún documento ni aportase nada en cuanto a estos proyectos para los que la firma trabajaba como asesor.

También ha declarado como testigo el que en 2011 era director de la Agencia Tributaria Catalana, Lluís Franco, que ha asegurado a la juez que Oriol Pujol le pidió en dos ocasiones que recibiera a su amigo Sergi Alsina para tratar cuestiones tributarias de dos operaciones de deslocalizaciones en las que trabajaba como consultor: la de Sharp y la de Yamaha.

Según han explicado a Europa Press, Franco ha explicado a la juez que les recibió en las dos ocasiones -siempre acompañado de técnicos para evitar suspicacias y porque eran los que conocían los pormenores- pero en las dos acabó remitiéndoles a Madrid por una cuestión de competencia.

SALVADOR ESTEVE

El presidente de la Diputación de Barcelona y alcalde de Martorell, Salvador Esteve, también ha acudido este martes a declarar en calidad de testigo, porque el fiscal sostiene que Oriol Pujol intervino "directa o indirectamente" ante él para beneficiar a Alsina en la recalificación de uno terrenos para uso industrial cerca de las instalaciones de Seat, en el municipio.

En declaraciones a los medios al salir de la Ciudad de la Justicia tras una breve declaración judicial, Esteve ha dicho que no se ha llevado a cabo ninguna recalificación y que, prueba de eso, es que estos terrenos a día de hoy "siguen siendo no urbanizables".

También ha asegurado que sí conocía a Pujol porque era un miembro importante del partido (CDC) y que Seat en ningún momento se dirigió al Ayuntamiento de Martorell para tirar adelante la operación.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil