domingo, 22 de octubre de 2017 08:42
Opinión

Los niños no tienen la culpa

Manuel Fernando González
Manuel Fernando González

A Coruña, 1952

A los niños blaugranas ayer, Lionel Messi, les dió plantón. Y como son inocentes de los cabreos de los mayores, no se merecían este desplante del argentino, que si está cabreado con su entrenador ha de solucionarlo con él, bien en los vestuarios, como sucedió en Anoeta, o tal vez donde la directiva estime más conveniente, que también tiene algo que ver en este nuevo lío de la estrella blaugrana. Pero a los niños hay que ofrecerles otra cosa más normal y más ética: cariño, ilusión, un día de Reyes en familia con sus ídolos, y no un vergonzoso parte médico sacado de la manga de unos doctores que, por ética, deberían haberse negado a semejante espectáculo.

A los niños blaugranas ayer, Lionel Messi, les dió plantón. Y como son inocentes de los cabreos de los mayores, no se merecían este desplante del argentino, que si está cabreado con su entrenador ha de solucionarlo con él, bien en los vestuarios, como sucedió en Anoeta, o tal vez donde la directiva estime más conveniente, que también tiene algo que ver en este nuevo lío de la estrella blaugrana. Pero a los niños hay que ofrecerles otra cosa más normal y más ética: cariño, ilusión, un día de Reyes en familia con sus ídolos, y no un vergonzoso parte médico sacado de la manga de unos doctores que, por ética, deberían haberse negado a semejante espectáculo.

El Barça va fatal, y con este hecho tan lamentable ha tocado fondo. Los que querían que primero Laporta y depués Rosell fueran presidentes y se pasaron una buena temporada zarandeando a Núñez, consiguieron su propósito y el resultado final lo siguen padeciendo todos los socios culés, a los que, por lo que se ve, es muy fácil engañar, mostrándoles ídolos con pies de barro como estos dos señores. Y ahí es donde a algunos colegas de la prensa deportiva y de TV3 se les debería caer la cara de vergüenza, por ese ir y venir con noticias interesadas, que manipulan a la gente y convierten al club en una cháchara constante de rumores y malos rollos.

Un club serio necesita una directiva seria, no una provisional que tema convocar elecciones. Y además, no convertirlo en pleno siglo XXI, en una especie de sucursal política de determinados intereses que juegan solo en una dirección, que no tiene nada que ver con el quehacer de los grandes equipos del mundo, que lo que tratan es de ganar copas y títulos, y fichar a los mejores jugadores y no, de buscar las presidencias de los gobiernos de los países en los que juegan sus respectivas ligas. A mí, personalmente, no me extrañaría nada que la sanción de la FIFA, también tuviera algo que ver con la visión que tiene este organismo internacional, lleno de dirigentes corruptos con intereses en otros campos, con la necesidad de que nuestro Barça entienda que ya "solo" es un gran club de fútbol, y que, a eso precisamente, debe dedicar sus energías y sus recursos, porque al no hacerlo establece una dinámica que se enfrenta a otros intereses estratégicos que, a lo mejor ahora no coinciden con los de algunos políticos catalanes.

Y a Messi, o que le dejen hacer lo que le da la gana, algo que unos pocos no compartimos, o que le vendan a un precio desorbitado, abriéndole una generosa puerta por la que hay que dejarle salir con elegancia y sobre todo seny, mucho seny, el mismo que éste divo no ha tenido con los niños blaugranas en esta fiesta de Reyes en las que, repito, les ha dado plantón.

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil