domingo, 20 de agosto de 2017 04:16
Politica

Rajoy viaja a Catalunya 20 días después del 9N para reivindicar la gestión de su Gobierno

|

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, viajará este sábado a Catalunya 20 días después del proceso participativo del 9N, con el objetivo de insistir en que no se pondrá e riesgo la unidad de España mientras él gobierne, y de reivindicar el papel que ha jugado su Ejecutivo para hacer frente a la crisis económica y ayudar a los catalanes.

Desde las 10.45, él y la líder del PP catalán, Alícia Sánchez Camacho, clausurarán las jornadas municipalistas sobre estabilidad y buen gobierno que el partido ha celebrado en la capital catalana, en el que será su primer discurso en Catalunya desde que en junio estuvo en Sitges (Barcelona) para cerrar las jornadas anuales del Círculo de Economía.

La visita llega en la misma semana en la que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha detallado su 'hoja de ruta' tras el 9N, que pasa por tratar de conformar una lista amplia formada por miembros de varios partidos, sociedad civil y expertos para que, en caso de imponerse en unas elecciones anticipadas, trabaje para lograr la independencia en 18 meses.

Durante el máximo de año y medio que durase la legislatura, el Govern y el Parlament resultantes de los comicios deberían abrir negociaciones formales para acordar las condiciones de la constitución de un nuevo Estado, y ultimar las estructuras de Estado necesarias y el paquete legislativo requerido para que el nuevo país pudiera funcionar.

También se encargaría de celebrar un proceso participativo para sentar las bases de una futura Constitución catalana que pudiera ser aprobada en la siguiente legislatura, y el Pacte Nacional pel Dret a Decidir podría ser una base de referencia sobre cómo debería ser este proceso participativo.

El PP, que considera que en este momento hay que apostar por la estabilidad política en Catalunya y evitar una nueva cita electoral, ha aprovechado su cónclave en Barcelona para reiterar su mensaje de que la soberanía nacional es innegociable y que no está dispuesto a pactar con el presidente de la Generalitat un referéndum de autodeterminación.

Desde el PP catalán, se ha apostado desde el 9N por "dejar atrás" el debate soberanista y esforzarse en difundir mejor la gestión del Gobierno de Rajoy, de forma que los catalanes tomen conciencia de las medidas que se han adoptado para salir de la crisis y encauzar la recuperación económica.

MALESTAR TRAS EL 9N

Las jornadas municipalistas celebradas en Barcelona han servido también para que la dirección del PP haya agasajado al PP catalán, después de que entre los populares catalanes cundiera cierto malestar por que finalmente se pudiera celebrar el proceso participativo del 9N aunque Rajoy había prometido que no se votaría.

En el acto que el PP catalán celebró el mismo 9 de noviembre en Barcelona, se multiplicaron los corrillos de dirigentes comentando la jornada y, según varias fuentes populares, hubo quienes aseguraron que se sentían "abandonados" por el Ejecutivo central por no haber impedido que se celebrase el proceso participativo.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil