miércoles, 18 de octubre de 2017 18:31
Economía

Villalabeitia destaca "músculo y determinación" de Kutxabank y "no renunciará a nada para articular su futuro"

|

El nuevo presidente de Kutxabank, Gregorio Villalabeitia, ha afirmado que "es un privilegio" presidir el banco vasco y, tras reconocer que les espera una "tarea muy dura, pero apasionante", ha destacado el "músculo y determinación" de la entidad y ha apuntado que "no renunciarán a nada para articular su futuro".

El objetivo, según ha explicado, es obtener beneficios para aportar más dividendos a las fundaciones bancarias de manera que puedan mantener y, "en su caso", fortalecer la Obra Social, que es su "razón de ser".

Villalabeitia ha realizado estas manifestaciones en Bilbao, en su primera comparecencia pública tres ser elegido este mismo viernes por unanimidad presidente de Kutxabank en sustitución de Mario Fernández.

Fernández anunciaba al consejo de Administración este jueves que abandonaba la presidencia de Kutxabank e inmediatamente se activaba el proceso para su relevo. Este mismo viernes la Junta General de Accionistas de BBK aceptaba la dimisión de Mario Fernández y, posteriormente, el consejo de Administración del banco aprobaba el nombramiento de Villalabeitia.

Tras este trámite, Villalabeitia comparecía ante los medios en la sede de Kutxabank acompañado por los presidentes de BBK (Xabier Sagredo), Kutxa (Xabier Iturbe) y Vital (Fernando Aránguiz).

"MARIO DEJA EL LISTÓN MUY ALTO"

Sus primeras palabras han sido para mostrar su agradecimiento al consejo de Administración de Kutxabank y a las tres fundaciones bancarias por haber depositado "su confianza" en su "humildísima" persona. Además, ha aprovechado su intervención para mostrar su admiración por Mario Fernández que fue su profesor y con el que trabajó en el BBVA y su reconocimiento hacia la "enorme labor" desarrollada al frente de Kutxabank. "Nos dejó el listón muy alto, pero eso nos estimula", ha agregado.

Villalabeitia ha afirmado que se siente "muy comprometido con este enorme reto" y, en lo profesional, se siente "bastante retado" porque el futuro que depara a las entidades financieras es "muy exigente y relativamente complicado". "Nos espera una tarea muy dura pero apasionante para aquellas personas a las que les apasione el oficio bancario. Estoy convencido de que todos los equipos de Kutxabank van a estar a la altura de las circunstancias", ha indicado.

El nuevo presidente ha manifestado que no sabe "todo" sobre Kutxabank, pero ha recordado que formó parte durante siete años de la caja de ahorros vizcaína. En aquel momento, según ha apuntado, el entorno del mercado era "totalmente diferente", pero aquella entidad tenía "ya una cultura de solvencia" que, posiblemente, "es la que se ha mantenido a lo largo de toda la trayectoria e historia de este grupo".

El presidente de Kutxabank ha indicado que es consciente de que viene a "una gran entidad". "Es un privilegio trabajar para esta casa", ha apuntado.

"UN PUNTO DE PARTIDA MUY SÓLIDO"

Ha recordado que el grupo históricamente "ha hecho las cosas muy bien" y ha destacado el hecho de que, después de la "peor crisis" en el sector financiero, la entidad "se ha permitido el lujo" de mantener unos niveles de capital "excepcional". A su juicio, ello tiene un "mérito extraordinario" y les aporta "un punto de partida muy sólido" para las etapas "que vienen a continuación". "Lo que nos viene a continuación es muy difícil", ha añadido.

En este sentido, ha aludido a que el regulador va a seguir manteniendo "un grandísimo protagonismo", pero "no solo supervisando la calidad de los riesgos y los niveles de capital" de las entidades, sino que también se va a ocupar de supervisar la "sostenibilidad del modelo de negocio de las entidades financieras". "Esto nos va a motivar a futuro", ha apuntado.

Villalabeitia ha señalado que el modelo de negocio es "crítico" desde el punto de vista empresarial, pero también "la regulación va a poner el ojo en el modelo de negocio" y en su sostenibilidad.

Por ello, según ha manifestado, lo que "toca" es "no mirar tanto a los 'test estrés'", sino "poner el foco en el negocio bancario, en los clientes, en el mercado, en la competencia, en los productos, en los precios, en los márgenes, en la eficiencia, en la rentabilidad". "Ahí es dónde tenemos que concentrarnos y en eso tenemos que obsesionarnos, sin olvidar todo lo que queda pendiente de todos los procesos de recuperaciones", ha añadido. Todo ello, según ha agregado, "sin bajar un ápice la calidad del riesgo".

Villalabeitia ha afirmado que todo esta apuesta se deberá articular en un contexto de tipos de interés "muy bajos" y, que, a su juicio, se van a mantener durante un cierto periodo, lo que "no ayuda al desarrollo del negocio". "Pero, con eso, hay que convivir y, por supuesto, seguiremos tomando medidas dentro de la casa para mejorar nuestra competitividad", ha indicado.

"MÚSCULO Y DETERMINACIÓN"

Villalabeitia ha indicado que su objetivo es que Kutxabank sea capaz de "competir en todos los frentes" y se ha mostrado convencido de que "en esta casa hay músculo, determinación y trayectoria". "En base a esto, nosotros no vamos a renunciar a nada, a nada a la hora de configurar y articular nuestro futuro como entidad financiera", ha añadido.

El objetivo, según ha apuntado, es obtener beneficios y poder aportar más dividendos a las fundaciones para que puedan "mantener y, en su caso, fortalecer la Obra Social" que es "nuestra razón de ser y lo que nos diferencia sin complejos".

Por otra parte, ha asegurado que, además de estos retos económicos, hay otros de tipo "cualitativo" a los que se tendrá que hacer frente como recuperar la "maltrecha" confianza en el sector financiero. Asimismo, ha indicado que también les debe preocupar la irrupción en los mercados de "competidores no regulados".

Asimismo, ha apuntado que también se debe seguir avanzando en la digitalización de los procesos de negocio. "Ahí vamos a tener que estar", ha añadido.

XABIER SAGREDO

Previamente a la intervención de Villalabeitia, ha tomado la palabra el presidente de BBK, Xabier Sagredo, quien ha señalado que ayer fue un "día importante" para Kutxabank y "hoy vuelve a ser un día importante". "Ayer conocimos el agur de Mario y hoy venimos a escuchar el kaixo de Goyo", ha añadido.

Sagredo ha querido mostrar su agradecimiento a Mario Fernández por la "profesionalidad" de su gestión y ha indicado que a él se deben los resultados del reciente test de estrés, en el que Kutxabank fue reconocida como la entidad más solvente del Estado español.

Asimismo, también le ha agradecido su "comportamiento personal" por su "honestidad", ya que, "al compartir sus planes", les ha permitido trabajar "con tiempo y garantizar una transición ordenada, a la altura de Kutxabank". "Unos van y otros vienen, ley de vida, también en banca".

Sagredo ha señalado que Villalabeitia es el "único" que "tuvieron en mente" cuando Mario Fernández les comunicó que abandonaría la presidencia de Kutxabank y ha sido "una tarea fácil", proponerle para ese puesto. Según ha señalado, reúne todos los "requisitos" para "pilotar con éxito" esta "nueva etapa" en el banco. "Se conoce la casa, es la casa", ha indicado Sagredo que ha destacado su experiencia en la banca, su conocimiento del tejido industrial y de la cartera de participadas.

Ha indicado que Villalabeitia "entiende a la perfección lo que supone ser un banco con origen en cajas". "Un banco que debe mantener su esencia y, al mismo tiempo, ser competitivo en un entorno muy complejo", ha señalado.

Sagredo ha manifestado que Kutxabank tendrá que "seguir superando pruebas del BCE" y apostar por "la eficiencia y mejorar la cuenta de resultados para poder nutrir la Obra Social, nuestra auténtica razón de ser", ha añadido.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil