jueves, 19 de octubre de 2017 05:54
Politica

Cospedal descarta cambios en el partido y asegura que el PP "ha hecho todo lo que podía hacer"

|

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha asegurado que su partido no se plantea cambios internos en la dirección nacional por la reacción ante los casos de corrupción y ha defendido que está actuando "con mucha claridad", adoptando "medidas contundentes". "El PP ha hecho todo lo que podía hacer, nosotros no podemos meter a la gente en la cárcel", ha dicho.

En rueda de prensa tras la reunión del Comité de Dirección del PP, Cospedal ha defendido que su formación "ha reaccionado como tenía que reaccionar", por ejemplo suspendiendo "muy rápido" de militancia a varios de sus miembros, y que sean jueces, fiscales y policías quienes investiguen los casos en los tribunales.

"Creemos que es muy importante frente a los que quiere arrumbar un sistema democrático, defender que el sistema democrático permite precisamente eso, la independencia de la Justicia, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la actuación en defensa de la legalidad de la Fiscalía general", ha añadido.

De esta forma ha respondido a las voces internas del partido que en privado piden a Mariano Rajoy tomar medidas internas para recuperar el pulso y reforzar la imagen de la formación tras los últimos escándalos de corrupción que han salpicado a miembros del PP. Algunos de ellos, como el diputado madrileño y exdefensor del Menor en la Comunidad de Madrid, Pedro Núñez Morgades, han reclamado públicamente un congreso extraordinario en enero por la regeneración del partido.

EL ÚLTIMO CONGRESO NACIONAL DEL PP, EN FEBRERO DE 2012

Al ser preguntada expresamente por esos posibles cambios en la estructura interna del PP, Cospedal ha asegurado que no se plantean. "Hasta ahora no se ha hecho ningún planteamiento en esa dirección que yo conozca. Sí he leído algunos artículos, pero no me ha llegado ninguna de esas opiniones", ha afirmado rotunda.

En este punto, ha criticado después que los cargos del PP que defienden cambios en la estructura del partido lo hagan de forma anónima y en privado. "Me gustaría que esos comentarios fueran directos. Creo que tienen mucho de cobardía y las cosas como todo en la vida hay que decirlas a la cara. De los comentarios anónimos tengo que fiarme lo justo", ha aseverado, para añadir después que esas voces anónimas "muchas veces" pertenecen a gente "con poca representatividad dentro del partido".

A renglón seguido, ha explicado que el PP realizó su último congreso nacional en febrero de 2012 y ha destacado que desde entonces "no ha habido necesidad de ese cambio de la estructura interna". Según ha agregado, el PSOE ha tenido que hacer un congreso por "abandono de su líder" y "otros", en referencia a Podemos, lo han hecho porque "han nacido hace poco". "Hoy por hoy no está planteado ningún congreso en el PP. Todavía no es el tiempo", ha apostillado.

La dirección nacional del PP tampoco se plantea acelerar la designación de candidatos en este momento en plazas como Madrid o Valencia. "Lo haremos a su debido tiempo", ha añadido Cospedal, que ha aprovechado la rueda de prensa para informar de que Esteban González Pons pasará a ser el jefe de la delegación española del PP en Bruselas pero seguirá manteniendo por el momento su cargo de vicesecretario del partido.

"EL PP COMPRENDE PERFECTAMENTE LA INDIGNACIÓN"

La secretaria general del PP ha subrayado que su partido "comprende perfectamente" la "indignación" de los ciudadanos ante los escándalos de corrupción que se están destapando estos días y ha visto "lógico" que los ciudadanos reclamen más contundencia. Eso sí, ha resaltado que el PP ha tomado "medidas contundentes".

De hecho, ha puesto en valor la diligencia con la que se ha actuado con los afiliados del PP implicados en la 'Operación Púnica', dado que "en un tiempo muy rápido ya no forman parte" del partido. A su entender, las decisiones que tenían que tomar "están tomadas", aunque "hay gente que no las quiere ver", ya que solo un juez puede meter "en la cárcel". "Nosotros lo que podemos es darle de baja y proponer medidas como hemos propuesto y tener una exigencia con las personas que forman parte de nuestro partido", ha reiterado.

Cospedal ha asegurado que su partido va a "seguir colaborando con la Justicia" y ha pedido que se "deje trabajar" a los tribunales, ya que, a su entender, tienen que ser ellos los que tengan "la última palabra". En este punto, ha hecho un llamamiento a trabajar "todos juntos", partidos y organizaciones sociales, para evitar que esas prácticas irregulares se vuelvan a repetir en el futuro y tengan la "sanción penal y social correspondiente".

"El Gobierno de España está tomando medidas", ha apostillado, tras recordar la aprobación de la Ley de Transparencia, que entrará en vigor por completo este mes de diciembre, o las medidas de regeneración que se están tramitando en el Congreso.

La 'número dos' del PP ha insistido en que es "absolutamente fundamental" que los partidos trabajen juntos en esa dirección y ha recalcado que la recuperación económica que está en marcha no se puede "poner en peligro" ni "parar" por la corrupción, provocando además que España pueda ser "pasto de los populismos".

IMPUTACIÓN DE LA ALCALDESA DE ALICANTE

En cuanto a la alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, imputada por cinco delitos en dos causas judiciales, Cospedal se ha remitido a unas declaraciones del presidente de la Comunidad Valenciana, Alberto Fabra, que aseguró recientemente que la intención del PP es que las personas afectadas por una imputación o delitos graves no sean candidatos en la próxima legislatura.

Dicho esto, ha admitido que no se puede comparar una imputación con un ingreso en prisión, como ha ocurrido con el presidente de la Diputación provincial de León, Marcos Martínez, implicado en la Operación Púnica. "Un ingreso en prisión preventiva no se puede comparar a otras cosas", ha afirmado, para agregar que "todos los casos no se pueden tratar igual" por una cuestión de "pura equidad".

Después de que hace dos semanas se desvelase que el PP pagó otros 750.000 euros en dinero b por las obras en su sede de Génova, que elevan a 1,7 millones en negro el gasto total, Cospedal ha señalado que su partido tiene que respetar las decisiones judiciales aunque no esté a favor. "Eso no quiere decir que estemos a favor ni de acuerdo de ninguna manera", ha espetado.

En este punto, ha subrayado que el partido va a hacer todo lo que pueda hacer en el ámbito de la legalidad para defender su postura, aunque "no le dejan siempre", se ha quejado. "Yo tengo puestas dos demandas por este tema personalmente", ha apostillado, en referencia al caso de los 'papeles de Bárcenas'.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil