lunes, 18 de diciembre de 2017 21:19
Opinión

El Analfabeto gallego

Manuel Fernando González
Manuel Fernando González

A Coruña, 1952

"Si yo hubiera sido un hombre analfabeto, gallego, que me hubieran hecho firmar con el dedo, porque no sé escribir, y me entero del asunto de las tarjetas opacas, de verdad, me voy y espero al señor Blesa o al señor Rato y le corto el gañote" (Pedro Almodóvar- Hoy por Hoy, Cadena Ser)

"Si yo hubiera sido un hombre analfabeto, gallego, que me hubieran hecho firmar con el dedo, porque no sé escribir, y me entero del asunto de las tarjetas opacas, de verdad, me voy y espero al señor Blesa o al señor Rato y le corto el gañote" (Pedro Almodóvar- Hoy por Hoy, Cadena Ser)


Las frases siempre las carga el diablo, sobre todo si se sacan del contexto en las que se han dicho, donde la intencionalidad juega un papel determinante y el subconsciente, a veces, le juega una mala pasada incluso al más "divino" de entre los humanos, sobre todo, si la vanidad rellena la parte fundamental de su ego.


Pedro Almodóvar es el más universal de nuestros directores de cine y una persona que nunca se siente ajena a lo que pasa a su alrededor. Forma parte históricamente de "la movida madrileña" que movilizó ideológica y artísticamente a toda una generación, pero que, como todas las cosas importantes, ya forma parte de la historia social de nuestro país, aunque eso a él no le guste y le suene a ataque personal. Su mundo es ahora el cine, hábitat en el que es una estrella rutilante por méritos propios, y también porque la familia del celuloide así se lo reconoce.


El pasado 8 de septiembre se celebró el Día Internacional de la Alfabetización en una España en la que todavía quedan 730.000 personas analfabetas de las que, 490.000, ó sea el 67%, son mujeres, según indican los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística que datan del 2011. En esos datos no se especifican si esos analfabetos son galegos o manchegos, pero si que éstos existen, aunque desde 1970 el Estado se ha negado a facilitar, como los países europeos de su entorno, cifras mas específicas.

Como no soy un "gallego rencoroso" no quiero decirle a Almodóvar lo que me parece su muy desafortunada manera de describir el escandaloso asunto de las preferentes en Bankia, sino más bien hacerle llegar el detalle, por si se le ocurre algún guión al respecto, que este país tiene la tasa de abandono escolar más alta de la Unión Europea, con un 23,5%, y que eso genera no solo mano de obra barata y explotada sino que el ya citado subconsciente de los que luego llegan a adultos y alcanzan el privilegiado estado de intelectuales de izquierdas, o sea, ideólogos de la "gauche divine", fabrique una jerga de arquetipos similares al que hoy ocupa el titular de este artículo: "analfabeto gallego" que, junto al de "vago andaluz", ocupan incluso, como hemos podido comprobar, el lenguaje del día a día en la radio, incluso el de las personas más inteligentes contribuyendo de forma muy masiva a "la ignorancia nacional" que tanto daño hace al cine de autor, que se queda sin espectadores y sobre todo, a las cúpulas directivas de algunos bancos que se llenan de ejecutivos incompetentes e incluso prevaricadores, como estamos comprobando en los casos que se están destapando que, mucho me temo, que no son más que la punta del iceberg que se esconde en los lugares más oscuros del océano de las cuentas de resultados de muchas entidades financieras.

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil