martes, 22 de agosto de 2017 15:05
Sociedad

El PSOE apoyará el envío de tropas a Irak porque el Estado Islámico es una amenaza a la seguridad mundial

|

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha avanzado este lunes que su partido apoyará el envío de tropas a Irak para participar en tareas de adiestramiento del Ejército iraquí, anunciada por el Gobierno como parte de la coalición internacional contra el grupo terrorista Estado Islámico (EI).

Sánchez ha argumentado que la operación está avalada por la legalidad internacional y que España no puede rehuir sus compromisos teniendo en cuenta que el EI es una amenaza a la seguridad global y por tanto a la española, que tiene que ser combatida "con toda rotundidad y firmeza".

"Somos muy conscientes de los riesgos y dilemas que esta decisión implica, pero no podemos olvidar que nuestro bienestar y nuestra seguridad también depende de lo que ocurre en otras partes del mundo y en consecuencia consideramos que España no puede permanecer ajena a lo que está ocurriendo en Irak", ha explicado el líder socialista, que ha llamado, eso sí, a "actuar con el máximo cuidado posible y en estrecha coordinación con los socios europeos y del resto de la comunidad internacional".

Sánchez ha dicho una y otra vez que no siente que esté rectificando por respaldar ahora el envío de tropas sobre el terreno, pese a que hace unas semanas lo rechazaba, y ha insistido en que está "comprometido" con el esfuerzo de España en la coalición internacional y con no "mirar para otro lado" ante esta amenaza.

HACEN FALTA MEDIDAS COMPLEMENTARIAS

En rueda de prensa en la sede del PSOE tras la reunión de la Comisión Permanente de la Ejecutiva Federal, Sánchez ha apuntado además que su partido pedirá al Gobierno medidas complementarias a la acción militar, en concreto apoyo humanitario a los refugiados y explicaciones detalladas en el Parlamento.

A su juicio, con la intervención militar "no se va a resolver la crisis que está viviendo Irak". Lo que hace falta, ha dicho, es "una estrategia política integral y coherente a largo plazo" que acompañe la intervención y que tiene que incluir el apoyo a los procesos de democratización y de reconciliación nacional.

Además, ha defendido que es necesario "comprometer a los países de la región" en esta tarea y ha pedido al presidente del Gobierno que "intente liderar en la comunidad internacional" este esfuerzo de otorgar un mayor protagonismo a los países de la zona. También le ha pedido "medidas" ante los casos de ciudadanos residentes en España que, como está ocurriendo en otros países de Europa, se incorporan a las filas yihadistas.

Y ha hecho hincapié en la importancia de cortar la financiación que están recibiendo los yihadistas del EI, lo que requiere una mayor transparencia bancaria y por hacer esfuerzos para impedir que estos activos financieros lleguen a los terroristas.

El dirigente socialista ha aventurado que "probablemente" esta operación contra el EI no sería necesaria "si no fuese por la desdichada guerra ilegal de Irak" en 2003 y ha insistido en que el Ejecutivo tiene que dar "todos los detalles" en el Congreso. Precisamente, ha recordado que fue un Gobierno socialista el que "obligó a que este tipo de decisiones tenga que contar con el refrendo" de la Cámara Baja.

Así, ha recalcado que el Ejecutivo tiene que "ser claro y decir la verdad" y ha recordado que el pasado viernes el ministro de Defensa, Pedro Morenés, dijo que parece que no va a "haber ningún riesgo" para los militares españoles.

"Ojalá no haya ningún riesgo, pero no va a ser una operación fácil", ha avisado, para después insistir en que "no por eso España tiene que estar al margen de su compromiso en materia de lucha contra el terrorismo yihadista del Estado Islámico, que afecta a la seguridad global y a la seguridad de Europa y España".

Sánchez ha insistido en que, en este asunto, el PSOE ha dicho "siempre lo mismo": España "no podía permanecer al margen de esa coalición política internacional". De hecho, ha recalcado, en un primer momento criticó los "pasos tibios" que consideraba que estaba dando el Gobierno de Rajoy.

La posición del PSOE, ha dicho, ha sido siempre la de "no mirar para otro lado" en algo que afecta a la "seguridad global". Y ahora, ha subrayado, apoya el envío de militares para "formar a soldados que necesiten habilidades y formación para saber detectar minas y formar a militares en la lucha contra los terroristas". "Nada tiene que ver con la rectificación", ha recalcado.

A principios de septiembre, en una entrevista radiofónica, Sánchez defendió que España debía involucrarse en la coalición internacional pero matizó que "con el envío de tropas, no". Según han indicado fuentes socialistas, en ese momento se refería a tropas de combate, una posibilidad que, por otra parte, no se ha planteado en ningún momento el Gobierno.

El pasado viernes, el Gobierno aprobó el envío a Irak de unos 300 militares para la formación y entrenamiento del Ejército iraquí, en una misión que tendrá un plazo inicial de seis meses, prorrogable, dentro de la coalición internacional contra el yihadismo que lidera Estados Unidos.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil