miércoles, 18 de octubre de 2017 18:20
Sociedad

La síndica pide al Ayuntamiento un plan de ayuda para personas sin hogar 

|

Maria Assumpció Vilà, la síndica de greuges de Barcelona, ve muy urgente que el Ayuntamiento ponga en marcha un plan específico de actuación, con un presupuesto concreto, para combatir el importante número de personas sin hogar y la exclusión residencial en la capital catalana.

En una actuación para conocer la situación de las personas sin hogar en la ciudad y el modelo de intervención en curso, la defensora plantea llevar a cabo un abordaje extraordinario de las personas sin techo en Barcelona que debe pasar por hacer una radiografía completa del perfil y las necesidades de los afectados, y buscar alternativas adecuadas a su situación.

De este modo, Vilà propone la puesta en marcha de un modelo de alojamiento diversificado en función de las necesidades personales y familiares de los afectados y su ejecución a corto y medio plazo. Y es que según datos del Servicio de Inserción Social (SIS) del Ayuntamiento, incluidos en la Diagnosis 2013.

Las personas sin hogar en Barcelona y la evolución de los recursos de la Red de Atención a las Personas Sin Hogar, el pasado marzo había en la ciudad 2.933 personas sin hogar, un 45% más que en 2008, en los inicios de la crisis. Del total, 870 ciudadanos dormían en la calle, 595 vivían en asentamientos y 1.468 estaban alojados en recursos residenciales de la Red de Atención a las Personas Sin Hogar .

El mismo informe dice que la ciudad disponía, el pasado marzo, de 1.145 plazas en los equipamientos para la atención de las personas sin hogar, entre centros residenciales y pisos públicos y privados. Del total, 602 eran de titularidad pública, y 543, de titularidad privada. Los datos no incluyen el número de habitaciones en pensiones que, en ocasiones, se utilizan para alojar a personas sin hogar, ni otros equipamientos abiertos con posterioridad.

Cabe decir que la síndica valora positivamente los esfuerzos hechos por el Ayuntamiento en los últimos años, tanto en lo que se refiere a la intervención social con las personas sin hogar detectadas en la calle o que voluntariamente acceden al servicio de inserción social, como por el aumento de centros residenciales (475) y pisos de inclusión públicos (127), con un crecimiento del 28% desde 2008. Sin embargo, el aumento de plazas continúa siendo insuficiente para atender a las personas sin hogar en Barcelona como lo demuestra el hecho de que el pasado marzo 1.465 ciudadanos dormían en la calle o en asentamientos.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil