jueves, 19 de octubre de 2017 00:14
Politica

Rajoy ignorará a Mas en Barcelona la semana que viene

|

Mariano Rajoy asistirá la semana que viene a un foro económico/estratégico, pero no se encontrará con Mas, según fuentes de la Generalitat.

Rajoy vuelve el próximo día 23 a Barcelona, cinco meses después de su último desplazamiento, destino Tarragona, donde evitó los mensajes y la polémica sobre el nacionalismo y se centró en el enunciado de su discurso, "Política y crédito". En esa ocaisón estuvo acompañado por la secretaria general del PP, Dolores Cospedal. Un mes antes, en mayo, coincidió con Artur Mas en la inauguración del Salón del Automóvil, acompañado de la ministra Ana Pastor, donde dejó caer aquello de "no se puede aspirar a nada grande si no se es grande".

Su regreso a Barcelona es obligado ya que se trata de poner en marcha el Foro Mediterráneo Occidental, el llamado 5+5 que organiza en Ministerio de Asuntos Exteriores. Asistirán responsables de Exteriores de Italia, Portugal, Francia, Italia y Malta así como representantes de Marruecos, Argelia, Libia, Mauritania y Túnez. Un montaje de García Margallo quien tiene voz propia en el Gobierno a la hora de afrontar el problema catalán. Y esa voz se escucha con atención en el principal despacho de la Moncloa.

No está prevista la asistencia del presidente de la Generalitat dado que esa jornada tiene sesión en el Parlament. No habrá, previsiblemente, encuentro entre Rajoy y Mas, que no se hablan desde la entrevista secreta en Moncloa de finales de agosto. Rajoy se hartó de los incumplimientos de Mas con los compromisos que adquirió en esa reunión. Por eso ha aligerado su agenda de desplazamientos a Cataluña. Recibe empresarios catalanes en Moncloa y conversa con algunos de ellos telefónicamente. pero nada de encuentros con Mas, además el episodio de la noche del jueves con la vicepresidenta, no ayuda tampoco a despejar desencuentros y a aunar posturas.

Todo el Gobierno está viniendo a Catalunya a hacer pedagogía económica el primero fue Gallardón, hace unos días ponente en Barcelona en la tertulia financiero/política 'Puente Aéreo' que promueve el ex dirigente del PP catalán Enrique Lacalle. El miércoles fue De Guindos, que compareció ante empresarios en Salou. Este jueves le correspondió a la vicepresidenta Sáenz de Santamaría, quien presidió la entrega de premios Ferrer Salat que concede la patronal Fomento del Trabajo, en un acto muy tradicional al que concurre "todo Cataluña".

Soraya Sáenz de Santamaría aprovechó la relevancia de la audiencia para lanzar un improvisado mensaje sobre la actual deriva de Cataluña. Artur Mas figuraba entre los invitados pero dió un sonoro plantón una hora antes del acto.La presencia de Sáenz de Santamaría le relegaba a un segundo puesto en la ceremonia. Se había acordado que Mas hablase después de Soraya como presidente, pero se estableció que Sáenz de Santamaría hablara finalmente en segundo término porque no ejerce de vicepresidenta, sino de presidenta en funciones dado que el presidente Mariano Rajoy está de viaje oficial en la Cumbre Iberoamericana.

Pero no era Mas el objetivo de las palabras de la vicepresidenta, sino los empresarios catalanes que no se definen claramente ante el reto secesionista y muy renuentes a manifestar en público sus recelos y temores con los que se explayan, salvo excepciones, en privado.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil