martes, 17 de octubre de 2017 04:03
Sociedad

MRW hace pagar a sus trabajadoras la reestructuración de la empresa

|

MRW discrimina a su personal femenino, según UGT. En 2005 consiguió el certificado Empresa Familiarmente Responsable (EFR), pero muestra hoy una política de personal poco ortodoxa, con despidos, bajas voluntarias y amenazas de traslado, y una reestructuración de la empresa ha afectado en los últimos 11 meses a 22 personas , de las cuales 19 son mujeres.

La empresa MRW, que actualmente está reestructurando su plantilla , está discriminando el personal femenino, según un comunicado de prensa que ha facilitado UGT de Cataluña en los medios .

Según constatan , en julio de 2005 , MRW fue la primera empresa en España en los que la Fundación + Familia concedió el certificado Empresa Familiarmente Responsable ( EFR ) por su compromiso de mejora continua en temas de conciliación de la vida profesional , personal y familiar , igualdad de género y discapacidad y, en general, los ámbitos de responsabilidad social laboral . En 2008 , la compañía superó con éxito una auditoría realizada por Lloyds Register Quality Assurance , de modo que la Fundación + Familia renovó en MRW su certificado.

Cuando la certificación caducó en 2011 y posteriormente la empresa solicitó la cancelación de la certificación , se puso de manifiesto un cambio en sus políticas de personal y responsabilidad. Este giro ha supuesto un ataque frontal contra la igualdad de género, ya que como demuestran las cifras las mujeres están soportando la mayor parte de los costes de la reestructuración de la empresa .

A finales de noviembre de 2012, la principal empresa del grupo Fitman contaba en su centro de trabajo de L'Hospitalet con 142 empleados , de los cuales 76 eran hombres y 66 mujeres. A día de hoy continúan trabajando 132 trabajadores, de los cuales 12 están a la espera de que un juez decida sobre la legalidad de su traslado forzoso a la central de atención al cliente en Coslada ( Madrid ). Esto significa que entre despidos , bajas voluntarias y amenazas de traslado, la reestructuración a Fitman ha afectado en los últimos 11 meses a 22 personas, de las cuales 19 son mujeres.

La conclusión es que casi el 90 % de los costes de reestructuración de la plantilla los está asumiendo el personal femenino. En adición, esta desproporción se le suman otras medidas de carácter claramente regresivo , como los cambios de horario (sustitución de horarios intensivos para horarios partidos y extensivos a las tardes ), la frecuencia con que algunos directivos de la empresa son obligados a trabajar lejos de su centro de trabajo habitual (en Madrid , Barcelona o Lisboa ) o la supresión de los avances logrados en materia de teletrabajo , aparece una imagen nítida de una compañía claramente hostil para las mujeres trabajadoras y, en general , para las personas que asumen responsabilidades familiares.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil