sábado, 21 de octubre de 2017 14:11
Sociedad
600 KILOS DE PLATA Y 5 DE ORO

La limpieza de la custodia del Corpus Christi de la Catedral de Valencia descubre piezas desaparecidas

|


Los trabajos de limpieza de la custodia de la Catedral de Valencia, considerada la más grande del mundo, y que saldrá en la procesión del próximo domingo coincidiendo con la solemnidad del Corpus Christi han permitido descubrir en su interior numerosas piezas desaparecidas, según ha informado el Arzobispado en un comunicado.

 

Durante todo el mes de mayo y los primeros días de junio la custodia ha sido sometida a una profunda limpieza durante por técnicos del IVC+R (Instituto Valenciano de Conservación y Restauración de Bienes Culturales), cuya directora, Carmen Pérez, la ha descrito como "la más importante obra de orfebrería del siglo XX en Europa".


Entre los hallazgos realizados ahora en la custodia, que fue realizada entre 1940 y 1954 a iniciativa del entonces arzobispo de Valencia, monseñor Prudencio Melo, figura la primera moneda con la que comenzó a construirse, una de cinco duros de plata que fue ofrecida por un empleado del colegio de San José.


A partir de esa moneda comenzó a construirse la custodia con donativos de miles de personas que ofrecieron sus joyas y otros enseres domésticos de plata. Las joyas eran colocadas según su tamaño mientras que los enseres se fundían para crear las distintas partes del conjunto, según el presidente de la comisión diocesana de Patrimonio y canónico de la Catedral, Jaime Sancho.


Entre otras piezas halladas ahora entre las grietas de la custodia figura una jarra minúscula de medio milímetro de tamaño, pero perfectamente labrada, que había desaparecido de la representación en plata de la última cena que alberga la custodia. La limpieza de ha permitido encontrar en las grietas de la custodia otras piezas que se habían caído hacia el interior.


600 KILOS DE PLATA Y 5 DE ORO


La custodia fue realizada entre 1940 y 1954 bajo la dirección del orfebre valenciano Francisco Pajarón para reemplazar a la destruida en 1936. Mide 4 metros de altura y 2,2 de anchura, y para realizarla Pajarón empleó 600 kilos de plata, 5 de oro fino y 75 gramos de platino, al igual que centenares de piedras preciosas y miles de perlas, todo ello procedente de donaciones que hicieron miles de valencianos para esta obra.


Tiene 159 imágenes cinceladas, 44 altorrelieves con escenas bíblicas, 48 escudos en esmalte, 71 campanillas de distintos tamaños, 11 kilómetros de soldadura de plata y casi 36.000 tornillos para unir las más de 20.000 piezas.


En la elaboración de la custodia participaron artistas valencianos como Carmelo Vicent, Vicente Navarro, Ignacio Pinazo, Francisco Marco, Roberto Rubio, Rafael Rubio o Vicente Benedicto, entre otros.


La obra quedó terminada en una primera fase para la fiesta del Corpus Christi del año 1945, cuando fue bendecida por monseñor Prudencia Melo que la bautizó con el sobrenombre de "Custodia de los pobres".

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil