jueves, 24 de agosto de 2017 08:57
Economía
"DISPUESTOS A VOLVERSE A REUNIR EN CUALQUIER MOMENTO"

El Eurogrupo concluye sin acuerdo sobre el rescate y Grecia se acerca al impago

|



Los ministros de Economía de la eurozona han concluido este jueves sin acuerdo una nueva ronda de negociaciones con Grecia para tratar de desbloquear el rescate. Este nuevo fracaso aumenta las probabilidades de impago por parte de Atenas, que debe abonar 1.500 millones de euros al Fondo Monetario Internacional (FMI) el 30 de junio, el mismo día en que concluye la prórroga del rescate. 


La falta de avances ha obligado al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, a convocar de inmediato una cumbre extraordinaria de líderes de la eurozona para el próximo lunes 22 de junio. "Es el momento de discutir de forma urgente la situación de Grecia al nivel político más alto", ha dicho Tusk en un comunicado.


El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, ha dicho que su "escenario central" sigue siendo encontrar "una solución creíble para un futuro con Grecia dentro de la eurozona". "Son uno de nuestros socios y nuestro mayor deseo es mantenerles en la eurozona. Dicho esto, si al final ello no es posible, estamos preparados para todas las posibilidades", ha avisado.


En todo caso, Dijsselbloem ha insistido en que "todavía es posible llegar a un acuerdo y extender el actual programa antes de fin de mes, pero la pelota está claramente sobre el tejado de Grecia para aprovechar esta última oportunidad".


Por su parte, el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, ha lanzado "una apelación al Gobierno griego para que vuelva en serio a la mesa de negociaciones". Moscovici ha avisado a Atenas de que "nos acercamos al final de la partida" y de que "queda poco tiempo para evitar lo peor". "En los próximos días habrá que adoptar decisiones", ha apuntado.


El comisario de Asuntos Económicos ha explicado que las negociaciones con Grecia llevan bloqueadas desde hace dos semanas, cuando la troika presentó una propuesta conjunta a Atenas con los ajustes y reformas exigidos a cambio de desbloquear el último tramo de 7.200 millones de euros del rescate. El primer ministro heleno, Alexis Tsipras, la rechazó por considerar que perpetuaría las políticas de austeridad, pero no ha presentado una contraoferta seria a sus socios, según el relato de Moscovici.


Las propuestas de la troika "son mucho menos exigentes, tanto en materia de consolidación fiscal como de reformas estructurales, respecto a los compromisos iniciales", ha dicho la directora gerente del FMI, Christine Lagarde. 


En cuanto a la reestructuración de la deuda que pide Atenas, Lagarde ha señalado que "los socios europeos, desde 2012, han asumido el compromiso de, cuando se respete el programa, proceder a una extensión de (los vencimientos de) la deuda y ver como podría aligerarse". "Forma parte de los elementos de reflexión", ha apuntado.


"Sólo podemos llegar a una solución si hay un diálogo. Y de momento no hay diálogo. La emergencia clave, en mi opinión, es restaurar un diálogo con adultos en la habitación", ha insistido Lagarde, en una crítica directa a las tácticas negociadoras de Grecia.


EL BCE ASESORA A LOS PAÍSES SOBRE EL IMPAGO DE LA SALIDA DE GRECIA


El ministro irlandés de Finanzas, Michael Noonan, ha desvelado que el Banco Central Europeo está asesorando a su país sobre el impacto que tendría una salida de Grecia del euro. "No creemos que haya un efecto contagio si Grecia sale, pero hemos mantenido conversaciones de alto nivel con el Banco Central y el NTMA (el tesoro irlandés) y estamos observando la situación y recibiendo asesoramiento del Banco Central Europeo en Frankfurt y de otras partes, pero es una cuestión europea y no irlandesa", ha dicho Noonan.


Por su parte, su homólogo finlandés, Alexander Stubb, ha confirmado que el Eurogrupo maneja el impago de Grecia como una opción y no teme un contagio al resto de Estados miembros. "Ahora al final tenemos dos opciones. La opción número uno es algún tipo de prórroga del programa, que requiere condiciones. La otra es que no tengamos acuerdo y luego pasemos a la opción B, que podría significar el impago para Grecia. ¿Es esto un problema para la eurozona? No tan grave como sería para Grecia", ha alegado el ministro finlandés.


COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil