miércoles, 18 de octubre de 2017 07:29
20D

Ciudadanos quiere reformar la Ley de Violencia de Género por su "asimetría" en el trato a hombres y mujeres

|


Ciudadanos declara en su programa electoral su intención de modificar la Ley Integral de Medidas contra la Violencia de Género, aprobada por consenso de todas las fuerzas políticas en 2004, porque considera que existe "asimetría" en el trato penal que reciben hombres y mujeres y que es un tipo de violencia que afecta tanto a unos como a otros.


Aunque ha modificado su postura respecto al programa electoral de 2008, cuando se comprometió a "extender el ámbito de la actual Ley Integral contra la Violencia de Género para convertirla en una Ley Integral contra la Violencia Doméstica contra la Pareja, independientemente del sexo del agresor y el de la víctima", mantiene aún su disconformidad con las previsiones de la normativa en vigor porque, afirma, es "ineficaz".


"En Ciudadanos pensamos que debe ser modificada para acabar con la asimetría penal por cuestión de sexo y la ineficacia de la propia ley", dice el programa con el que la formación de Albert Rivera concurre a las elecciones generales y en el que se asegura que "la violencia de género afecta tanto a hombres como a mujeres".


En concreto, dice que "si bien la violencia de género afecta tanto a hombres como a mujeres, el mayor porcentaje corresponde a la violencia ejercida de hombres hacia mujeres". "La sociedad española no puede tolerar las más de 800 muertes de mujeres a manos de sus parejas desde 2003 y las 41 (ya se cuentan 48) víctimas sólo en 2015. Tampoco puede permitir, aunque sean muchas menos, las muertes de hombres a manos de sus parejas", señala el texto.


En declaraciones a Europa Press, la responsable de Igualdad en Ciudadanos y número 5 por Madrid en la lista al Congreso de los Diputados, Patricia Reyes, incide en que "no es una cuestión ideológica" la que les ha llevado a incorporar esta previsión en el programa, sino "una cuestión conceptual para abrir el debate" porque la ley actual "es ineficaz".


"El artículo 153 del Código Penal castiga de manera diferente la violencia doméstica de la violencia de género. Está claro que la mujer necesita especial protección, pero creemos que hay que estudiarlo porque este artículo no resuelve nada", afirma.


En esta línea, sostiene que la previsión normativa "ha creado enfrentamiento entre hombres y mujeres" y once años después de su aprobación, "hay que ver si el artículo 153 causa más problemas que beneficios a la mujer". También plantea la necesidad de poner sobre la mesa la realidad de las parejas del mismo sexo, donde "existe violencia y se debe contemplar".


"NO HA RESUELTO DEMASIADO"


Con todo, reconoce que existe disparidad de opinión dentro del partido sobre la lucha contra la violencia de género. "Entre nosotros hemos hablado mucho sobre este asunto. No ha resuelto demasiado y tenemos una Constitución que dice que los hombres y las mujeres son iguales ante la ley. Hay personas que dicen por ello que hay que modificarlo. Otras consideramos que las mujeres tienen que tener especial protección", apunta.


En todo caso, afirma que cualquier reforma debe aprobarse con el mismo consenso de "todos los partidos" con el que cuenta la legislación actual y concentrarse en introducir medidas para romper con "la dependencia psicológica y económica" que tiene la mujer respecto de su agresor y no tanto en ese cambio de la "asimetría" entre géneros que, a juicio de Reyes, "igual no está del todo bien expresado".


"Consideramos que esto es lo de menos. La mayoría de las personas que estamos en la Comisión de Igualdad (de Ciudadanos) lo tenemos muy claro. Hay que luchar de otra manera para lograr esa independencia psicológica y económica (...) Nuestro programa está plagado de medidas y eso lo tenemos clarísimo", añade.


COMPROMISOS EN VIOLENCIA DE GÉNERO


Su lista de compromisos sobre maltrato recoge elevar "a la categoría de política de Estado la lucha contra la violencia de género y contra la violencia intrafamiliar" y buscar consenso "para establecer una estrategia conjunta donde se desarrollen planes integrales de acción contra la violencia y odio ante los diferentes colectivos, con una mayor dotación de los recursos necesarios para lograr su definitiva desaparición".


También dice que apoyará "campañas divulgativas y de sensibilización contra la violencia de género y contra la violencia intrafamiliar" y que pedirá a los medios de comunicación que "adopten un papel proactivo y responsable en la lucha contra la violencia de género, mediante un control riguroso de contenidos que pudieran generar o mantener actitudes sexistas o banalizar las distintas formas de violencia contra las mujeres y la violencia doméstica en sentido amplio".


Reyes incide en que se trata de buscar un cambio general de modelo, con medidas en todos los frentes, para erradicar el machismo y la desigualdad y destaca la batería de compromisos en materia de conciliación y corresponsabilidad entre géneros, por la educación igualitaria o contra la baja representación de las mujeres en los órganos de toma de decisiones que recoge su programa en este sentido.


LA ONU: VIOLENCIA DE GÉNERO SIGNIFICA VIOLENCIA SOBRE LA MUJER


La ONU definió en 1993 la "violencia de género" como "aquella que se ejerce sobre la mujer por el mero hecho de serlo", como vienen recordando sus campañas anuales en torno al Día Internacional, que se celebra cada 25 de noviembre y al que en esta última edición se sumó Ciudadanos, reproduciendo en redes el lema oficial, #OrangeTheWorld y llamando a luchar contra lo que Rivera tildó de "un problema de todos".


En España, la legislación, aprobada por unanimidad en el Congreso durante la primera Legislatura de José Luis Rodríguez Zapatero, se centra en la violencia que ejerce el hombre sobre la mujer en una relación de pareja porque entiende que es la "manifestación de la discriminación, la situación de desigualdad y las relaciones de poder de los hombres sobre las mujeres", como dice su preámbulo, motivo por el cual establece penas mayores en estos casos.


No significa, no obstante, que estos delitos y faltas no estén perseguidos. Todas las expresiones de violencia que se cometen en el marco de la familia, a excepción de las mencionadas, tienen su reproche penal como violencia doméstica y se agravan en distintas situaciones, como grado de parentesco o la edad de las víctimas.

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil