viernes, 20 de octubre de 2017 14:37
Politica

Andalucía, Asturias, C-LM y Valencia, a favor de no aplazar el congreso del PSOE, mientras Extremadura duda

|


Los líderes del PSOE en Andalucía, Asturias, Castilla-La Mancha y Valencia son partidarios de no aplazar el congreso que el PSOE tenía previsto celebrar a finales de febrero, como pretende la dirección de Pedro Sánchez y apoyan algunas federaciones, entre ellas Madrid. Mientras tanto, el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha reconocido que tiene "dudas" sobre cuál es la mejor decisión.


Las posturas encontradas en el seno del PSOE se han puesto de manifiesto este lunes, tanto en la reunión que celebra el Comité Federal a puerta cerrada como en las declaraciones que han ido haciendo los dirigentes territoriales.


Los presidentes de Andalucía, Susana Díaz, Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y la Comunidad Valenciana, Ximo Puig, han defendido ante los periodistas que el cónclave socialista tiene que hacerse "cuando toca". Y lo que estaba previsto es que fuera cuatro años después del 38 Congreso, que tuvo lugar a finales de febrero de 2012.


Sin embargo, el pasado lunes, un día después de las elecciones, el secretario de Organización del PSOE, César Luena, aseguró que la Ejecutiva propondría aplazarlo "a primavera", para que tuviera lugar después de la sesión o sesiones de investidura. Y Sánchez anunció ese mismo día que se presentará a la reelección.


El líder de los socialistas no ha hablado ni de su candidatura ni de la fecha del congreso en su intervención ante sus compañeros del Comité Federal, la única que ha tenido lugar en abierto. Después, la primera en hablar, de las 49 personas que han solicitado la palabra, ha sido la presidenta andaluza, que tampoco ha hecho mención a este asunto.


Eso sí, en declaraciones a su llegada a Ferraz, ha explicado que su posición es que se celebre "cuando toque" y de acuerdo a "lo que marcan los estatutos". En la misma línea, Page ha subrayado que la fecha "está determinada ya por los estatutos", aunque después no se ha cerrado a algún cambio dejando claro, eso sí, que es una decisión que debe tomar un Comité Federal en enero.


En la reunión a puerta cerrada quien ha hablado en nombre de la federación de Castilla-La Mancha ha sido el vicepresidente del Gobierno regional y secretario general del PSOE de Cuenca, José Luis Martínez Guijarro, quien, según fuentes socialistas, ha insistido en que el Comité Federal deberá poner la fecha.


Ni Page ni Puig, que son miembros de la Ejecutiva federal, han hablado dentro, en respeto a la norma no escrita de que los miembros de la dirección no toman la palabra en este órgano. A su llegada, el presidente valenciano ha dicho que el congreso tiene que ser cuando "toca" y ha defendido que hay que dar la palabra a las "bases" del partido.


De esta manera, el primer presidente en hablar de este asunto a puerta cerrada ha sido el asturiano, Javier Fernández, quien, según fuentes socialistas, ha abogado por que el congreso ordinario no se aplace.


Mientras tanto, el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha tomado la palabra para explicar que tiene "dudas" sobre cuándo es el mejor momento para celebrar ese congreso. En una conversación informal con periodistas, ha explicado después que hay muchos condicionantes que pueden afectar al calendario interno, ya que podría variar en función de las negociaciones para formar gobierno, de si hay nuevas elecciones y de la situación en Cataluña.


Eso sí, ha apuntado que hacerlo en febrero podría ser "muy precipitado", teniendo en cuenta todos estos factores. Y ha abogado por buscar "un término medio".


Mientras tanto, la presidenta de Baleares, Francina Armengol, y la secretaria general del PSOE de Madrid, Sara Hernández, han expresado su apoyo al calendario de la dirección federal y el primer secretario del PSC, Miguel Iceta, no ha entrado en el fondo del asunto, pero ha dejado también claro su respaldo a la Ejecutiva de Pedro Sánchez. Después, ha explicado que, lo prudente, es no fijar la fecha hasta que se despeje el panorama político.


FERRAZ DICE QUE HOY NO PUEDE HABER UNA DECISIÓN


Pese a la discusión de este asunto, este lunes no se tomará una decisión al respecto, según han indicado fuentes de Ferraz, que han explicado que la convocatoria del congreso no estaba en el orden del día del Comité Federal y al ser extraordinario no puede incluir cambios sobre la marcha.


Así, la decisión se tendrá que tomar en otro Comité Federal, que algunos socialistas, como el presidente de Castilla-La Mancha, apuntan que tendría que ser en enero. De hecho, hay quien ya habla del 9 de enero como fecha probable.


Con todo, el debate ha estado muy presente en la reunión, que algunos socialistas definen como "tensa". A falta de que concluya, es previsible que haya otras voces que se sumen a quienes piden que el congreso no se aplace.


Entre ellos estará previsiblemente el exdiputado Eduardo Madina, que compitió en las primarias con Pedro Sánchez y que ha perdido su escaño en estas elecciones, en las que el PSOE ha obtenido seis escaños por Madrid.


Muchos de los que defienden este calendario sostienen que el escenario al que se dirige el país es al de una repetición de elecciones, ya que la aritmética no permitirá al PSOE gobernar. Algunos socialistas dan por hecho además que será muy difícil llegar a un acuerdo porque hay partidos que no van a renunciar a sus aspiraciones soberanistas.


COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil