miércoles, 18 de octubre de 2017 02:20
Opinión

CENTRÉMONOS

Manuel Fernando González
Manuel Fernando González

A Coruña, 1952

Hubo foto y hasta discursos de matiz patriótico. PSOE y Ciudadanos se "atrevieron" a firmar un acuerdo "contra natura" al que no le han concedido credibilidad ni sus medios afines. Es como si los Señores Sánchez y Rivera quisieran decirnos a todos los que no damos un euro por el futuro de este pacto aquello tan manido de: ¡Centrémonos! O sea, dejémonos de ideologías, de siglas y sobre todo de personalismos y pongamos cada uno lo que nos sea posible para convivir en un nuevo "hábitat político" en el que todos somos de centro desde el que podremos sacar al país del marasmo en el que se encuentra, acabando con el paro, la corrupción y sobre todo los privilegios de aquellos a los que solo puede juzgar el "Tribunal Supremo" y que, ante la pobreza infantil o la injusticia social se muestran torpes y reticentes porque así lo dice la biblia de los hombres de negro.


A fecha de hoy, nadie sabe cómo va a acabar la cosa, pero lo cierto es que a ambos dos políticos hay que agradecerles el "impulso generacional" que acaban de darle a la política española que ha dejado a la izquierda pseudo-leninista que representa Podemos con su documento-amenaza entre las manos, y a la derecha silente que representan los inmovilistas del PP con "el entredicho" entre las piernas y a punto que aparezca otro Óscar Alzaga amparado por el IBEX y se les pase con treinta o cuarenta diputados electos a la bancada de Ciudadanos, como ya sucediera en la época de Adolfo Suárez, haciendo posible entonces lo que hoy es el actual Partido Popular ¿recordarán esta parte de nuestra historia reciente los dirigentes de la calle Génova?, ¿Querrán recordarla?


Esto se anima, y aunque el Profeta Rajoyías acierte con su vaticino de inevitables elecciones en junio, éstas ya no van a tener el mismo sustrato social con el que se convocaron las que han dado lugar a esta legislatura, ya que aunque Sánchez no sea Presidente en marzo, éste podrá dirigirse con "argumentos sensibles" a las bases de Podemos que antes también eran las suyas, no lo olvidemos, para pedirle el voto útil y de centro para poder gobernar en coalición con quienes, Ciudadanos, a su vez volarán al nido del cuco popular para reclamar como suyo ese nicho de votos, ya que sus dirigentes han demostrado ser unos corruptos de tomo y lomo y han engañado a ese electorado fugitivo de la antigua UCD.


Si se produce "ese corrimiento de votos" hacia el centro ¿Quién garantiza al PP que va a tener ciento veintitrés diputados o a Podemos que llegará a los sesenta que ahora disfruta? Se admiten apuestas. Pero, de momento el mensaje está claro: ¡Centrémonos!

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil