lunes, 23 de octubre de 2017 22:33
Opinión

ARTUR MAS, EL CONGRESO, 'CRIADAS RESPONDONAS' Y 'MUERTOS'

Carmen P. Flores
Carmen P. Flores
Directora de Pressdigital

Directora de PressDigital

A nadie se les escapa que CDC no se encuentra en sus mejores tiempos, en ningún sentido; político, económico, de credibilidad, y modelo de nada. ¿Todos los miembros del partido están en entredicho. No, hay gente muy honesta, válida y que está en política porque se lo cree.


Seguramente serán bastantes, pero las personas que han dirigido el partido, en un porcentaje muy importante, no están limpios y han estado en la etapa en la que la mafia Pujol Ferrusola ha campado a sus anchas por la Catalunya de su padre ,el hijo putativo y sucesor nombrado a dedo por el patriarca Pujol .


Artur Más no ha estado al margen de los hechos. ¿no se ha enterado de todo lo que estaba sucediendo a su alrededor? Muy pocos se lo creen, por eso, es la persona menos indicada para dirigir este congreso y el futuro del partido. Su tiempo ha pasado, ahora debe dar el paso atrás y dejar que otras caras nuevas digan lo que quieren ser, y cómo lograrlo.


Artur Más vivió una etapa en la que perdió toda lógica política y hasta el sentido común que debe tener todo buen político: se creyó el mesías que venía a salvar a su “pueblo”, sin que nadie se lo pidiera y conducirlo a la libertad, la prosperidad, y a escuchar canciones de la Feliu, porque hasta ahora, el país había estado bajo las botas del pies plano Mariano Rajoy.


Por eso, cuando la CUP lo bajó de la nube en la que se había subido, no entendía nada, y además ¿cómo los antisistemas, esos perroflautas como los llaman algunos, lo iban a despojar de los “derechos” de gobernar Catalunya que el mismo se había otorgado?


Desde entonces, es como un alma en pena que sigue visitando los medios del régimen y los amigos “bien pagados” para que lo respalden. Qué pena.


Se olvida también Mas que cuando montó JxSi para salvarse él mismo de la quema, que no el partido, dejó demasiados cadáveres por el camino. Pero resulta que no estaban muertos, sino que estaban en la sombra, sin ruido mediático, preparando la venganza contra su verdugo al que nunca perdonaron.


La respuesta está en este congreso, en el que Mas se las prometía muy feliz, pero las “criadas” le han salido respondonas y los muertos no lo estaban. No aprenden estos políticos que se creen profetas y salvadores de la patria, cuando su patria son ellos mismos.


Si de verdad se quiere, si por una sola vez piensa en el partido y además no quiere hacer el ridículo, lo más sensato que puede hacer Artur Mas es marcharse. Su tiempo ha pasado y la pesada mochila que lleva a sus espaldas, pese a sus desmentidos, es demasiada grande.


Artur Más debía, por una vez sola vez en su vida, hacerle un favor a su partido y marcharse a su casa para que la nueva formación que salga --como dice Mafalda “Muy saludables los nuevos vientos que soplan ¡lástima ese maldito olor a naftalina”-- no huela a eso.


COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil