lunes, 23 de octubre de 2017 06:25
Politica

Podemos alega que su fundación vendió su programa como merchandising y que no es un gasto electoral

|

Programa podemos iglesias


La dirigente de Podemos y portavoz de Unidos Podemos en el Congreso, Irene Montero, ha negado este martes que su formación usara su fundación Instituto 25-M para sufragar parte de los gastos que acometieron en la campaña electoral para las elecciones del 26 de junio.


Y es que, según Montero, los programas que se imprimieron a través de la citada entidad se comercializaron como 'merchandising' y no tenían "nada que ver" con la campaña.


"Es mentira. No ha habido tal atribución de gastos a la fundación. Se trata de una confusión", ha explicado en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces del Congreso, al ser preguntada por la información publicada por el diario ABC, según la cual Unidos Podemos pagó su programa electoral, que diseñó como si fuera un catálogo de Ikea, con dinero de la fundación supuestamente destinado a fines sociales.


SE COMERCIALIZA POR EL "ÉXITO" DEL CATÁLOGO


Según Montero, se están confundiendo "los gastos electorales propios de una campaña con la actividad de la fundación", que decidió imprimir y comercializar ese programa como un objeto más de 'merchandising' debido "al éxito" que tuvo este catálogo.


"Se puede comprobar viendo al detalle lo que tiene que ver con los gastos electorales y con los de la fundación", ha apostillado.


"La cosa está meridianamente clara. Los gastos electorales están contabilizados como tal y puestos a disposición del conjunto de la ciudadanía y en disposición del Tribunal de Cuentas, auque falte que emita valoración, y la actividad de la fundación tiene otro sentido, va por otro lado completamente diferente. Es una noticia falsa que confunde dos cosa que no tienen ninguna relación", ha insistido.


Irene montero 1


En este sentido, ha señalado que Unidos Podemos hizo público su programa "en todos los formatos posibles incluida la web", y que "eso es lo que tiene que ver con la campaña electoral", y que por otro lado está la decisión de la fundación Instituto 25-M de "imprimir otras copias que nada tienen que ver con la campaña y que están puestas a la venta con otros productos de merchandising".


"Una formación se presenta a las elecciones, presenta programa, se da a conocer a través de distintos formatos. Que luego la fundación de Podemos decida comercializar o tener un producto como parte de su actividad mercantil, que es una forma específica de mostrar nuestro programa, y que tiene más cosas y otros valores, es algo licito y completamente separado de lo que tienen que ver con nuestra actividad como parte de la campaña electoral", ha zanjado.

relacionada Podemos presenta el mismo programa electoral en forma de catálogo de IKEA

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil