domingo, 24 de septiembre de 2017 23:00
Internacional

Corea del Norte acusa a los Estados Unidos de provocar una situación al borde de la guerra

|

ElldernorcoreanoKimJongun


El Gobierno de Corea del Norte ha acusado este martes los Estados Unidos de "cometer una grave provocación militar" por el sobrevuelo de bombarderos estratégicos cerca de la frontera del país asiático, y ha advertido que "lleva la situación al borde de la guerra".


La agencia estatal norcoreana de noticias, KCNA, ha afirmado que "los imperialistas de los Estados Unidos están haciendo movimientos cada vez más desesperados para provocar una guerra nuclear, a pesar de las advertencias de Corea del Norte".


Así, ha criticado las maniobras de los bombarderos estratégicos B-1B junto con las Fuerzas Aéreas de Corea del Sur, a los que ha tildado de "marionetas", y ha advertido que "esta provocación militar es un alboroto imprudente y peligroso que trae la situación a la península de Corea al borde de la guerra".


"Los belicistas imperialistas de los Estados Unidos no tienen que olvidar ni por un momento que el aumento de una guerra nuclear en la península de Corea precipitaría un desastre en que el territorio norteamericano quedaría convertido en tierra quemada", ha remachado.


La formación de bombarderos estratégicos despegó de Guam y sobrevoló la península de Corea durante este lunes, en el marco de una maniobra sobre un ataque nuclear, según esta agencia.


Fuentes gubernamentales surcoreanas citadas por la agencia local de noticias Yonhap han confirmado que dos B-1B sobrevolaron el país cinco horas después de que Pyongyang llevara a cabo el último lanzamiento de un misil balístico de corto alcance.


Así, han detallado que los dos bombarderos estuvieron escoltados por aviones de combate F-15K de las Fuerzas Aéreas surcoreanas durante un vuelo de dos horas que no había sido anunciado previamente.


Horas antes, la misma KCNA afirmó que el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, estuvo presente en el último lanzamiento de un misil por parte del Ejército del país, desde donde recalcó que la prueba supuso "un gran paso adelante en el espíritu de enviar un 'regalo' más grande a los yanquis", en referencia en los Estados Unidos.


"Cada vez que se transmiten noticias sobre nuestra victoria los yanquis --los Estados Unidos-- se preocupan y los gángsters del Ejército marioneta surcoreano se desmoralizan más y más", ha resaltado el líder norcoreano, quien ha reclamado además "seguir desarrollando más armas estratégicas poderosas".


El lanzamiento tuvo lugar una semana después de que el Ejército norcoreano lanzara un misil balístico de alcance intermedio, una prueba que fue descrita por el líder norcoreano como "perfecta".


Kim estuvo presente en el lanzamiento del misil, según la KCNA, que detalló que se trata de un misil balístico tierra-tierra de alcance intermedio de tipo 'Pukguksong-2'.


El Gobierno de Corea del Norte ha llevado a cabo varias pruebas nucleares y balísticas en los últimos años que han revivido la tensión a la península de Corea.


En respuesta, el presidente norteamericano, Donald Trump, ha dado por acabada la era de la "paciencia estratégica" y ha amenazado incluso con una intervención militar.


Corea del Norte justifica su escalada nuclear y militar por la necesidad de defenderse del que considera movimientos provocadores de Corea del Sur y los Estados Unidos.


Las dos Corees siguen técnicamente en guerra porque sólo firmaron un armisticio para cesar indefinidamente las hostilidades después de enfrentarse entre el 1950 y el 1953.

relacionada Trump advierte de la posibilidad de "un gran, gran conflicto" con Corea del Norte
relacionada ​La escalada de tensión entre Estados Unidos y Corea del Norte sube otro peldaño

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil