domingo, 19 de noviembre de 2017 22:34
Economía

Santander intentará buscar una solución para los minoritarios del Popular que perdieron su dinero

|

Banco popular 4


El Banco Santander concretará en los próximos días una solución a los pequeños accionistas del Popular que eran clientes del banco, que acudieron a la ampliación de capital de mayo de 2016 y que han perdido toda su inversión tras la resolución de la entidad decretada por la Junta Única de Resolución, según ha avanzado el vicepresidente de Santander España, Juan Manuel Cendoya.


"En cuanto a los accionistas del Banco Popular, el mecanismo de resolución contempla que las acciones se amorticen, lo que implica que pierden su valor. Esto es una decisión de las autoridades, previo a que Santander compre el banco", ha aclarado Cendoya en declaraciones a la Cadena Cope.


"No obstante -ha agregado- ya dijo Ana Botín (presidenta del Santander) que vamos a analizar bien todas las situaciones para ver qué soluciones se pueden tomar con los pequeños accionistas que son clientes del banco y que fueron a la ampliación de capital del Popular de hace un año. Creo que una vez que acabemos todo el proceso de análisis, en los próximos días podremos ser más concretos".


Cendoya, además, ha indicado que Santander comenzará en los próximos días a explicar a los inversores las ventajas de acudir a la ampliación de capital de 7.000 millones de euros que ejecutará Banco Santander en el plazo de un mes para absorber Popular.


"Ahora empezamos con los viajes y con el 'road show' para explicar las ventajas y levantar 7.000 millones de euros", ha señalado el directivo del banco cántabro, que realizará provisiones adicionales en Popular por importe de 7.200 millones de euros para sanear su negocio inmobiliario.


TEST DE ESTRÉS


Por otra parte, el también director de comunicación del Grupo Santander ha defendido que los test de estrés realizados por la Autoridad Bancaria Europea (AEB) en julio de 2016, aprobados por toda la banca española, "solo miden la solvencia" de las entidades y no su liquidez.


Así, recuerda que la resolución de Popular estuvo provocada por la fuga de depósitos que causó una "falta de confianza total del mercado en el banco". "Los test de estrés miden circunstancias normales de gestión", ha explicado.


Cendoya también ha manifestado que la decisión de las autoridades de vender Popular al precio simbólico de un euro era la medida "más eficaz" para garantizar los intereses de los cuatro millones de clientes de la entidad y evitar "cualquier tipo de efecto contagio" en el sistema financiero español.


SISTEMA BANCARIO ESPAÑOL


En esta línea, ha puesto en valor que el rescate de Banco Popular se haya efectuado de forma privada y sin coste para el contribuyente, al considerar "una suerte" que en España existan entidades grandes y solventes como BBVA y Santander que puedan absorber bancos más pequeños en problemas.

"Esto no ocurre en Italia, donde un banco con dificultades no puede encontrar una solución como esta", ha incidido Cendoya, en referencia a la recapitalización cautelar que efectuará el Estado italiano en Banca Monte dei Paschi di Siena.


ACCIONISTAS ESTUDIAN DEMANDAR A LA JUNTA ÚNICA DE RESOLUCIÓN Y PEDIR "RESPONSABILIDAD" AL ESTADO


Accionistas minoritarios y no minoritarios del Banco Popular estudian denunciar por la vía civil, "la más rápida", a la Junta Única de Resolución (JUR) europea y al Fondo de Reestructuración Ordenación Bancaria (FROB), así como la posibilidad de iniciar arbitrajes de protección de inversiones contra el Estado español por parte de inversores extranjeros cuyos títulos valores han sido "confiscados".


Según ha confirmado Bernardo Cremades, abogado de Cremades y Asociados, despacho en negociación con distintas asociaciones de inversores afectados, plantean "demandar y no denunciar" a los mecanismos europeos y al Fondo de Rescate Español porque es la vía "más práctica".


"Planteamos un recurso contencioso administrativo doble. Por un lado, contra la decisión de la JUR ante el Tribunal Europeo de Justicia, y, por otro, contra la decisión del FROB implementando la decisión de la JUR ante la Audiencia Nacional", ha explicado.


Además, Cremades ha confirmado que también están analizando "eventuales reclamaciones por vía civil" contra el Banco Popular y sus administradores, como ya han hecho la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) y los accionistas minoritarios de la entidad --agrupados a través de la Asociación Española de Accionistas Minoritarios de Empresas Cotizadas (Aemec)-- mediante el despacho de abogados Cremades & Calvo Sotelo.


"No necesitamos una gran investigación de las cuentas, las puede investigar un perito, pero si ponemos como analogía el caso Bankia, la mayoría de los que reclamaron por su salida a bolsa ya han recuperado su dinero por la vía civil, mientras que por la penal el juicio todavía está abierto. La vía penal va mucho más lenta y no la vemos conveniente", ha aclarado.


EL BCE NO FACILITA EL INFORME REALIZADO POR DELOITTE


Según ha publicado el diario 'Cinco Días', los accionistas de la Sindicatura de Popular, que poseen casi el 10% del capital del banco, también estudian la posibilidad de demandar al Mecanismo Único de Resolución (MUR). Fuentes de la agrupación de inversores no han querido hacer declaraciones, al igual que la Sociedad General Financiera y Fiduciaria (Sogefi), que conforma la Sindicatura de Popular junto con la Unión Europea de Inversiones (UEI).


Por otro lado, Bernando Cremades también ha querido dejar claro que han solicitado "insistentemente" al Banco Central Europeo (BCE) el informe de Deloitte por el que la JUR resolvió el banco. "No nos lo han entregado. Nos dicen que ya verán si lo publican o no", ha apuntado.


En este sentido, Cremades ha indicado que había varias "alternativas" que se podrían haber adoptando antes que la resolución de la entidad y su posterior venta al Banco Santader por un euro.


"Creo que al plan 'b' llevado a cabo por Deutsche Bank, contratado por el Banco Popular, para hacer una ampliación de capital habrían acudido, presumiblemente, los accionistas mayoritarios, porque se habrían visto en la encrucijada de acudir a una nueva ampliación o a perder completamente su inversión. Con un descuento atractivo, hubiese acudido hasta yo porque el banco habría cotizado con un descuento importante referente a sus activos", ha añadido.


Asimismo, ha señalado que otras posibilidades podrían haber sido la citada recapitalización del banco, la ampliación de sus líneas de crédito o incluso haber segregado unidades de negocio. "Podría haber vendido los activos tóxicos del ladrillo a un fondo buitre por céntimos sobre el dólar. Tiraron por medio y no valoraron otras opciones", ha lamentado.


Finalmente, aunque no ha dado nombres de las posibles asociaciones demandantes por confidencialidad, ha afirmado que si cierran algún acuerdo podrían representar a "cientos o miles" de afectados. "Estamos englobando a accionistas minoritarios y no minoritarios para hacer un frente común y tomar las decisiones pertinentes", ha concluido.

relacionada La OCU denuncia a Ángel Ron y a PwC por estafa en el Banco Popular
relacionada La Audiencia Nacional empieza a recibir las primeras denuncias por la quiebra del Banco Popular

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil