miércoles, 18 de octubre de 2017 13:15
Politica

El Gobierno recurre a la Guardia Civil para acabar con el conflicto de El Prat

|

Reunion Urgencia Prat

El ministro ha asegurado que es "esperpéntico" que los trabajadores hayan rechazado la propuesta 


El Gobierno central ha anunciado que reforzara la presencia de la Guardia Civil en los controles de seguridad del aeropuerto de Barcelona como medida para evitar las colas que se dan por la huelga de los empleados de Eulen. 


El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, no ha especificado el número de oficiales que se incorporarán para intentar paliar al máximo la huelga indefinida de 24 horas que empezará este próximo lunes tras el rechazo por parte del comité de trabajadores de Eulen la propuesta de mediación de la Generalitat --aceptada por la empresa--, consistente en un aumento de sueldo de 200 euros.


"La actitud de unos puede poner en riesgo la seguridad. La responsabilidad de la Guardia Civil está en evitar que se pueda dar cualquier problema de este tipo", ha afirmado el ministro. La idea es que no se ponga en riesgo la seguridad o el control de las terminales, ha argumentado.


Ha lamentado que esta situación afecta a miles de usuarios del Aeropuerto, así como a la imagen de Barcelona, de Cataluña, de toda España y de esta "estratégica" infraestructura, a la vez que supone un problema de seguridad y orden público en un momento especialmente sensible debido a la alerta antiterrorista.


Entre este viernes y el lunes se ofrecerá la formación necesaria en radioscopia a los agentes que deban estar en los filtros a partir del lunes, y durante la semana se irá evaluando la efectividad de la medida; en caso de que se considere que no es necesaria, se volvería a reunir el comité de crisis para estudiar posibles medidas adicionales.


Asimismo, ha manifestado que se garantizará la coordinación en todo momento con los Mossos d'Esquadra y la Policía Local, que tienen las competencias de seguridad y control del orden público fuera de los controles de acceso.


OTRA LÍNEA DE ACTUACIÓN


La otra línea de actuación será empezar a realizar informes para determinar cómo podría establecerse un laudo de arbitraje obligatorio para el fin del conflicto. "Es una vía que se abre", ha dicho De la Serna, "para actuar en consecuencia si se determinara".


El ministro ha afirmado que "el escenario no es nada favorable, nada halagüeño", sobre todo de cara a lo que se viene, con la más que posible amenaza de una huelga total de 24 horas a partir del lunes. "La voluntad es que se pudiera alcanzar un acuerdo antes del lunes... Pero hay que ser realistas", ha explicado con bastante pesimismo.


En esta línea, De La Serna ha calificado de "esperpéntico" que los trabajadores hayan rechazado la propuesta de la Generalitat y que la empresa aceptó. "Jamás vi algo semejante", ha recalcado. 


A la reunión -de 11 a 12.30 aproximadamente- han asistido, entre otros, el delegado del Gobierno en Catalunya, Enric Millo; el secretario de Estado de Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar; la directora del Aeropuerto, Sonia Corrochano, y el jefe de la Zona de Catalunya de la Guardia Civil, Ángel Gozalo, y a las 13.45 el ministro se reunirá con los consellers Dolors Bassa (Trabajo), Josep Rull (Territorio) y Joaquim Forn (Interior), y a las 16 con la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.


COLAS DE MÁS DE UNA HORA


El Aeropuerto de Barcelona-El Prat ha registrado este viernes esperas de 75 minutos entre las 5.00 y las 6.00 horas, según han informado algunos de los encargados de organizar las colas y pasajeros que las han sufrido, en una nueva jornada de huelga parcial de los empleados de Eulen, encargados de los filtros de seguridad del aeródromo.


Después del primer tramo de una hora de paros, que ha finalizado a las 6.30 horas, la situación ha tendido a normalizarse, con esperas de 40 minutos a las 7.00 horas, que a las 7.30 ya han sido inferiores a los 20 minutos.


A las 8.00 horas se han visto colas más largas para facturar maletas que para pasar los filtros de seguridad, producidas por la antelación con la que han venido los pasajeros por miedo a perder el avión.


La situación puede volver a agravarse a partir de las 9.00 horas, cuando las terminales se han masificado durante los últimos días, generando largas colas en facturación y en seguridad.


Los próximos paros de una hora se producirán a las 10.30, a las 16.30 y a las 19.30 horas en una jornada con 524 salidas y 83.660 asientos ofertados, según informa Aena.


relacionada Los trabajadores de Eulen van camino de la huelga indefinida

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil