lunes, 25 de septiembre de 2017 16:58
Opinión

VENEZUELA: POLÍTICAS PARA LA ACCIÓN

Alex Fergusson
Alex Fergusson
Ecólogo. Negociador. Profesor-Investigador. Universidad Central de Venezuela. Columnista del diario El Nacional

Venezuelanodialogo

                                                                                                                                                 Venezuela necesita un proyecto político.


La necesidad de un Proyecto Político alternativo que nos saque del falso e insensato dilema entre Oposición y Madurismo, parece un fuerte clamor de la mayoría del pueblo venezolano. Ya hemos delineado los elementos principales de dicho proyecto, pero está claro que estos planteamientos quedarían reducidos a pura retórica si no fuera posible convertirlos en propuestas políticas para la acción. En tal sentido, propongo considerar:


EN LO POLÍTICO:


Dotar al país de un nuevo ordenamiento político, social y económico que siente las bases para una economía sana, autogestionaria, sustentable y solidaria, y una dinámica socioeconómica-cultural que permitan la satisfacción plena de las necesidades individuales y colectivas de la población.


Reestructuración del estado y mejoramiento de la eficiencia de su funcionamiento, para crear un gobierno que gestione adecuadamente el paso de la Venezuela rentista a la Venezuela productiva; que garantice un nivel de excelencia en los servicios públicos y genere políticas económicas y sociales para el mediano y largo plazo, en un ambiente de justicia social, democracia y libertad.


Voluntad política para el combate efectivo contra la corrupción y la delincuencia organizada, especialmente la promovida desde el propio gobierno.


El poder local para las comunidades educadas y organizadas, y una política que rescate pleno del derecho a la participación ciudadana en la toma de decisiones.


Iniciar el proceso de reordenación del territorio nacional sobre bases ecológicas y no solo político-económicas.


EN LO ECONÓMICO:


Una política petrolera que haga énfasis en la agregación de valor a nuestros recursos, en los productos terminados y en la ampliación de la capacidad de la industria petroquímica y de derivados.


Un decisivo impulso a la industria de la construcción, a través de un plan cooperativo y autogestionario de vivienda, reactivación del parque industrial paralizado, y el mejoramiento y consolidación de la infraestructura vial.


Establecer un régimen impositivo y fiscal y unas reglas de juego económico que marquen el rumbo hacia la distribución más justa de la riqueza y genere los recursos financieros para gobernar en medio de la crisis actual y la que se avecina.


Elaborar un plan general de agricultura ecológica para consumo directo y no solo para la cría animal y la industria, así como la reactivación de las tierras expropiadas y hoy, improductivas.


Garantizar prioridad para la pequeña y mediana industria, para el turismo social y para la producción artesanal y las mini-empresas, base real de la economía popular.


Iniciar la construcción-reconstrucción de un aparato productivo basado en un desarrollo tecnológico alternativo (eco-bio-tecnológico) y fundamentado en una nueva relación hombre-máquina-naturaleza.


Insertarnos en la dinámica económica mundial, basados en el desarrollo de nuestras potencialidades y ventajas comparativas.


EN LO SOCIO-CULTURAL:


Consolidar las políticas para el rescate de la cultura nacional, de la dignidad étnica y del valor del mestizaje.


Otorgar prioridad y estimulo para la investigación científico-tecnológica sobre nuevas bases epistemológicas, organizacionales y pedagógicas, como fundamento de la comprensión del hombre y el mundo, y para la búsqueda de un futuro viable para la sociedad y la naturaleza.


Elaborar un plan general de educación para la vida, la libertad, la paz y la producción, y que prepare a la gente para participar en la toma de las decisiones.


Voluntad política para la lucha contra el consumo y, especialmente, el tráfico de drogas.


Voluntad política para la lucha contra la discriminación de la mujer y la violencia doméstica.


Definir una política de distribución no compulsiva de la población que nos permita aprovechar de manera optima, la capacidad productiva de nuestros ecosistemas.


En especial el desarrollo de los ejes: Orinoco-Apure (incluidos los Módulos de Apure); Guasdualito-Maracaibo y, Ciudad Bolívar-Puerto la Cruz.


Implantar una política de salud pública con énfasis en la prevención, que conduzca a tener menos enfermos.


Aplicar una política industrial que promueva la sustentabilidad y la aplicación inmediata de tecnologías anticontaminantes como una primera etapa de un plan nacional de saneamiento ambiental.


Definición de políticas para el crecimiento urbano basadas en la ecoeficiencia.


Elaborar un plan nacional de sustitución del transporte automotor individual, por transporte colectivo para gente y carga.


EN LO AMBIENTAL:


Propender la reordenación territorial de las actividades económicas y sociales sobre bases ecológicas y de geopolítica ambiental, entendiendo esto como: la regulación y promoción de las actividades económicas y sociales de la población, así como del desarrollo físico espacial, con el fin de armonizar el mayor bienestar de la población, el aprovechamiento óptimo de los recursos naturales y la protección y valorización del ambiente, haciendo énfasis en su componente rector, que es el agua.


Disminuir el impacto ambiental de las actividades socioeconómicas de manera que se garantice su pertinencia ecológica y se les dote de viabilidad política y social.


Fortalecer la educación ambiental y las labores de difusión y divulgación, como vías para promover la modificación de la conducta individual y colectiva respecto al ambiente.


Integrar, actualizar, ordenar y aplicar la legislación ambiental venezolana.

Estimular la investigación científica y tecnológica como elemento para fundamentar la toma de decisiones en el área ambiental.


Consolidar una política nacional para las áreas protegidas, especialmente las que incluyen los bosques de la Orinoquía y la Amazonía venezolanas.


Promover e incrementar la participación de las comunidades organizadas en la gestión ambiental.


EN LO INTERNACIONAL:


Estimular y proponer acciones:


Que liquiden las dominaciones políticas y económicas por parte de las naciones industrializadas, las corporaciones financieras y las trasnacionales.


Que detengan la carrera y el gasto armamentista, especialmente las armas nucleares;


Que ofrezca alternativas éticas a los fundamentalismos.


Que acabe con los despilfarros y las explotaciones y revierta el proceso de empobrecimiento y marginación de los pueblos;


Que promueva la sincera integración de nuestros países sobre la base de una plataforma común que respete las diferencias y que tienda al logro de un balance global para la sobrevivencia de la humanidad y la naturaleza;


Que promuevan una distribución más justa de la riqueza en la región; un estado de libertad individual y colectivo no mediatizado y un mejoramiento de la capacidad de participación del ciudadano que habita las fronteras en la toma de decisiones que afectan su presente y futuro. 

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil