miércoles, 20 de noviembre de 2019 12:49
Politica

Podemos llama a respetar el resultado electoral en Bolivia, donde ya da por ganador a Morales

|

Ione Belarra (i) e Idoia Villanueva, candidatas navarras de Unidas Podemos.

Podemos ha emitido este martes un comunicado en el que llama a respetar el resultado electoral en Bolivia y afirma que, según datos del Tribunal Supremo Electoral con el escrutinio finalizado al cien por cien, Evo Morales ha ganado por 10,1 puntos. Esa diferencia con el segundo candidato, Carlos Mesa, garantiza a Morales un nuevo mandato sin necesidad de segunda vuelta.

Según los datos del Tribunal Supremo Electoral recogidos por Podemos --que el Tribunal no ha difundido aún en su web-- Morales ha obtenido un 46,8 por ciento de los votos y Mesa un 36,7 por ciento. Los resultados llegan después de que, el domingo por la noche se interrumpiera el recuento cuando aún faltaba por contar un 16 por ciento del voto y Morales ganaba solo por ocho puntos.

El sistema electoral boliviano exige una diferencia de 10 puntos entre candidaturas o superar el 50 por ciento para evitar una segunda vuelta electoral. El MAS de Morales también ha ganado las elecciones al Congreso y Senado. Podemos ha pedido que se respete el resultado y que no haya "enfrentamientos políticos que repercuten directamente sobre el pueblo de Bolivia".

El partido que lidera Pablo Iglesias ha señalado que cuando se interrumpió el recuento faltaba por contarse voto "de zonas rurales, donde el MAS cuenta con más seguidores".

Además, alega que, pese a que el Tribunal Supremo Electoral tenía cinco días para publicar los resultados oficiales, "Carlos Mesa dio por hecho que habría una segunda vuelta y llamó a sus partidarios a protestar en las calles" cuestionando la legitimidad y denunciando fraude.

Podemos ha felicitado a Morales y al pueblo boliviano "por su lucha digna, por los logros económicos y sociales conseguidos y por el respeto a los derechos de las poblaciones indígenas que ha sido un ejemplo" y ha señalado que las elecciones en Bolivia han enfrentado dos modelos "radicalmente distintos".

Según su análisis, frente a Morales y sus "14 años de gobiernos con una economía puesta al servicio de las mayorías indígenas, crecimiento sostenido, redistribución social, recuperación estatal de los recursos naturales y un proyecto autónomo del sistema financiero internacional" está el de Carlos Mesa, que ya fue vicepresidente, en 2003, del Gobierno de González Lozada "que dimitió tras protestas sociales que dejaron 70 muertos".

Ese gobierno, recalca el partido 'morado', representaba un "programa económico liberal cercano al de Sebastián Piñera en Chile o Lenín Moreno en Ecuador".

COMENTAR



Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil