domingo, 15 de diciembre de 2019 03:16
Internacional

​Nuevas pruebas del caso de vuelo MH17 revelan contactos entre Rusia y los rebeldes ucranianos

|

El Consejo de Seguridad votará este lunes una resolución de condena del aparente derribo del MH17


El equipo internacional que llevó a cabo la investigación del accidente del vuelo MH17 en 2014 en el este de Ucrania dio a conocer el jueves nuevas pruebas que apuntan a contactos muy frecuentes entre los rebeldes separatistas rusos y ucranianos.


El vuelo MH17, un Boeing 777 de Malaysia Airlines, se estrelló el 17 de julio de 2014 mientras sobrevolaba territorio controlado por los separatistas rusos en Ucrania oriental, escenario de un conflicto armado.


Las 298 personas a bordo del avión, que volaba de Amsterdam a Kuala Lumpur, en su mayoría holandesas (196), murieron.


El equipo de investigadores internacionales, dirigido por Holanda, reveló este jueves "nuevas conversaciones telefónicas grabadas entre líderes separatistas de la (llamada) República Popular de Donetsk[en Ucrania Oriental] y altos funcionarios rusos".


En vista de estos nuevos registros, los investigadores internacionales quieren volver a escuchar a los testigos para aclarar las circunstancias de estos contactos.


Según el equipo de investigadores, esta nueva evidencia muestra que "la influencia rusa en la República Popular de Donetsk fue más allá del apoyo militar".


"La evidencia de estrechos vínculos entre representantes del gobierno ruso y los líderes de la República Popular de Donetsk plantea interrogantes sobre su posible participación en el establecimiento del BUK-Telar [sistema de misiles antiaéreos desarrollado por Rusia] que causó la destrucción del avión", dijo Andy Kraag, jefe de la unidad criminal de la policía holandesa.


Según esta comisión internacional de investigación, en la que también participaron investigadores de Australia, Bélgica, Malasia y Ucrania, el avión de Malaysia Airlines fue derribado por un misil BUK de la 53ª brigada antiaérea rusa, con base en Kursk (Rusia occidental).


El pasado mes de junio, este comité internacional acusó formalmente a tres rusos (Sergei Doubinski, Igor Guirkine y Oleg Poulatov) y a un ucraniano (Leonid Khartchenko) de la caída del vuelo MH17.


Se espera que el juicio de los cuatro sospechosos, acusados de asesinato, comience en marzo de 2020 en los Países Bajos, el país que responsabiliza a Rusia de participar en la destrucción del avión.


Es muy probable que los sospechosos sean juzgados in absentia (con la ausencia de los acusados), ya que Rusia y Ucrania no permiten que la extradición de sus ciudadanos sea juzgada en el extranjero.


El pasado mes de junio, en reacción a la decisión de la comisión internacional de investigación, el presidente ruso Vladimir Putin dijo que no había "ninguna prueba" de la implicación de Rusia en el accidente del vuelo del MH17.


"Lo que se presentó como prueba de la responsabilidad de Rusia no nos convence en absoluto. Creemos que no hay pruebas", dijo Putin a los medios de comunicación.

COMENTAR



Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil