domingo, 24 de septiembre de 2017 23:08
Opinión

GEMMA UBASART O COMO NO LIDERAR UN PARTIDO ASAMBLEARIO

Carmen P. Flores
Carmen P. Flores
Directora de Pressdigital

Directora de PressDigital

En muchas ocasiones nada es lo que parece y muchos personajillos que entran en política quieren utilizar a los medios de comunicación para decir que se marcha o que le invitan a marcharse cinco minutos antes de que esto ocurra por algo que no es verdad. Este es el caso de Gemma Ubasart, amiga y elegida a “dedo” de Pablo Iglesias para dirigir Podemos en Catalunya, al que ahora pone a parir por su presencia y protagonismo en la campaña del 27S.



Gemma, la Divina, como es conocida en las bases del partido, siempre ha hecho valer quien era su padrino, o mejor dicho, la identificaba como la prima de zumosol que la defendía siempre. Su papel de responsable del partido ha sido nefasto: no hablaba con las bases y no ha sabido ni querido solucionar los cientos de problemas que han tenido los círculos locales.



Todos los problemas debían dejarse para más adelante, porque ahora no tocaba. Cuando algún militante se acercaba para hablar con ella y explicarle las dificultades que tenían en su municipio, se lo sacaba de encima, como estrella de cine.



Los militantes no se han sentido representado por ella, ni han tenido reuniones que les explicaran lo que estaba sucediendo o las dudas organizativas con las que se iban encontrando. No ha tenido nunca empatía con las bases, solo con ese pequeñísimo círculo de pelotas a los que hacía caso, fuera de eso no existía nada más.



Como comenta más de un afiliado, es tan mala, que nunca ha hecho un discurso sin llevarlo escrito y no se ha salido del guión. Es un desastre como oradora, pero como era la protegida de Pablo Iglesias nadie se atrevía a decir nada en público, pero en privado las críticas no han cesado.



¡Vamos que don Pablo tiene un ojo para elegir….! Las actitudes dictatoriales y poco participativas de esta señora ha llevado a la decepción y el abandono de gente de las filas de Podemos. No vamos a entrar en cómo se confeccionaron las listas al Parlament de Catalunya ¡una vergüenza! y no digamos de la actitud de ICV en las poblaciones donde ellos han llevado directamente la campaña, menospreciando a los representantes de Podemos y en algunos casos intentando atraerlos hacia su partido… con la oferta de colocación de los familiares en paro.



Solo hay que mirar lo sucedido en el Baix Llobregat, Barcelonés, Vallés, etc. Donde los círculos no quieren ni oír hablar de ir juntos de nuevo a las elecciones generales. Si eso ocurriera, que Podemos se dé por finiquitado en militantes y votantes, hay demasiada decepción.


Así que Gemma, no vaya usted presumiendo de lo que no ha hecho y aplíquese eso que dice la ley del Talíon: “quien a hierro mata a hierro muere”. 

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil