lunes, 21 de agosto de 2017 10:32
Opinión

VENEZUELA Y LA CONSTITUYENTE: PRIMER ROUND

Alex Fergusson
Alex Fergusson
Ecólogo. Negociador. Profesor-Investigador. Universidad Central de Venezuela. Columnista del diario El Nacional.

Elecciones Asamblea Constituyente Venezuela

Uno de los momentos tensos en la calle durante el día de votación de la Asamblea Nacional Constituyente


La designación de la Junta Directiva de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) sirvió para definir el grupo de intereses ganador en este primer round. El triunfo correspondió a los más cercanos al Presidente, es decir, la línea menos dura. Sus enemigos políticos (los más duros) debieron conformarse con el premio de consolación, que es el de ser voceros de las decisiones que se toman o se van a tomar.


Varias acciones, fríamente calculadas -pues empezaron a ejecutarse mucho antes de que se anunciaran-, marcan el talante de la ANC:


1. La destitución de la Fiscal General de la República.

2. La prolongación de la vigencia de la ANC, más allá de toda lógica, hasta por dos (2) años. Recordemos que solo se requirieron tres meses para la ANC que redactó la Constitución vigente en el ’99.

3. El énfasis puesto en la llamada "Comisión de la Verdad" que, hasta ahora, se ha propuesto desarticular a la dirigencia de la oposición y anular a la Asamblea Nacional (AN) electa en 2015. En tal aspecto se ha inhabilitado y dictado orden de prisión para unos veinte dirigentes, incluidos cuatro alcaldes y se ha amenazado con prisión a la directiva de la AN. Por ahora el Palacio Legislativo ha sido tomado por las fuerzas del gobierno y se les impide sesionar en su espacio natural.


Están claras cuáles son las prioridades de la ANC.


No se ha dicho una palabra sobre lo que la ANC hará respecto a las calamidades que abruman a nuestro pueblo: el creciente e insoportable costo de la vida -los precios de lo que se consigue aumentaron cerca del 40% en solo una semana y el dólar paralelo que llegó la semana pasada a los 18.000 bolívares bajó ahora a Bs.13.000 por dólar-. La escasez, especialmente de alimentos y medicinas, pero en realidad de casi todo (calculada en un 75 %), sigue constituyendo la principal calamidad. Agreguemos la delincuencia desatada, el clima de violencia e inseguridad, la persecución implacable a la dirigencia opositora, los cierres de las calles y avenidas realizados por grupos "rebeldes" sin control, la disminución dramática del empleo, los sueldos y salarios miserables, para completar el panorama de los monstruos y calamidades que se ensañan contra la gente común.


Vistas así las cosas, parece que el gobierno se anotó un triunfo; no obstante también parece que no las tiene todas consigo.


El asalto al Fuerte Paramacay, cerca de Valencia, capital del Estado Carabobo, donde se encuentra el depósito de armas más grande de la Fuerza Armada, constituyó una acción parcialmente exitosa, aunque con su cuota de muertos, heridos y detenidos, protagonizada por un grupo rebelde “cívico y militar” como ellos mismos se auto califican. De allí parece que fue sustraído un grupo importante de armas de diversos tipos (fusiles AK y de francotiradores, misiles AT-4, lanzacohetes, ametralladoras, granadas y municiones). Al mismo tiempo, continúan los rumores acerca del malestar en diversos estamentos militares y varias guarniciones del país.


Por otra parte, mientras escribía este artículo, se supo que el gobierno echó a atrás la toma del Palacio Legislativo (aunque parece que se llevaron todos los equipos) y podría permitir el acceso de los miembros de la AN.


Así pues, nos preparamos para asistir al segundo round de la ANC, en medio de una crisis política, social y económica sin precedentes y una convocatoria a elecciones regionales, con un Poder Electoral confiscado por el operador del gobierno que es el CNE.


¡¡Amanecerá y veremos!!

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil