jueves, 20 de septiembre de 2018 15:20
Politica

El PP admite que el caso Cifuentes altera sus planes para presentar candidatos antes del verano

|

Cristina Cifuentes comparece en la Asamblea de Madrid

La polémica del caso del máster de Cristina Cifuentes ha alterado la agenda prevista por el PP para presentar a los candidatos que competirán en las elecciones de 2019. Si la hoja de ruta pasaba por designar antes de junio a los 'número uno' en feudos clave como Madrid o Valencia para frenar el avance de Ciudadanos, la crisis política en el PP de Madrid ha hecho saltar por los aires los planes del partido.

A finales de enero, el propio Mariano Rajoy dijo públicamente que antes de este verano habría ya "bastantes candidatos" elegidos para los comicios del año siguiente, una afirmación que confirmaron también otros miembros de la dirección del PP ante la conveniencia de que aquellos que encabecen por primera vez la lista puedan darse a conocer en cada rincón con tiempo suficiente.

En mayo de 2015 el partido sufrió un grave retroceso electoral y dejó de gobernar en más de una quincena de capitales de provincia, lo que le llevará ahora al PP a tener que nominar caras nuevas en muchas de esas plazas para intentar recuperar poder en un momento en el que todas las encuestas coinciden en el ascenso de Ciudadanos en toda España.

Sin embargo, la erosión que está provocando el caso Cifuentes en el partido a nivel nacional ha llevado a 'Génova' a replantearse su estrategia inicial y presentar más adelante sus cabeza de cartel, evitando así que se "quemen" de manera anticipada y sus rivales no puedan centrarse en ataques a la persona sino a la marca PP en general, han indicado las fuentes consultadas. El PP apunta más bien al verano o incluso a otoño para anunciar el nombre de los 'elegidos'.

A la espera del desenlace del caso máster, fuentes del PP reconocen ya en privado que habrá que buscar dos caras nuevas en Madrid tanto para la Comunidad como para el Ayuntamiento. José Luis Martínez Almeida está al frente de la portavocía del partido en el Consistorio, desde que Esperanza Aguirre anunció su dimisión en febrero de 2016 y dejó su acta de concejal con motivo de la detención del que fuera su 'número dos en el Gobierno regional, Ignacio González.

Madrid es una plaza clave para que el PP de Mariano Rajoy pueda ganar luego las elecciones generales. Esto obligará al PP a buscar dos candidatos de peso y con una destacada trayectoria, añaden las mismas fuentes. Dentro del partido hay quien pronostica Rajoy podría mover ficha en su equipo de Gobierno colocando a alguno de sus ministros como cabeza de cartel.

EL PP PREVÉN QUE SE APURARÁN LOS PLAZOS
El máster de la presidenta madrileña ha tomado tal dimensión que no hay acto del partido en las últimas semanas en las que este asunto no sea protagonista. Por eso, ha crecido el nerviosismo dentro del partido, que está a la espera de que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tome una decisión.

"Es una decisión difícil", señalan en 'Génova'. Este caso ha provocado un intenso debate interno en las filas del PP, entre los que creen que Cifuentes debe resistir, ya que no pueden permitir que Ciudadanos se cobre "otra pieza"; y los que creen que no pueden permitirse perder el Gobierno regional porque el socialista Ángel Gabilondo no es un "izquierdista peligroso" y se corre el riesgo de que el PP no vuelva a gobernar en esta comunidad en mucho tiempo. Cada vez más voces en el PP se decantan por esta segunda vía.

Por el momento, Rajoy ha optado por aguantar el pulso de Ciudadanos -que exige un recambio ya para Cifuentes si quiere conservar el Gobierno de Madrid-- y "ganar tiempo", a la espera también de cómo evolucionan los acontecimientos, han señalado fuentes del PP, que ven posible que se apuren los plazos para el debate de la moción de censura que ha presentado el PSOE y cuya fecha tope es el 7 de mayo.

Ahora también se trata de hacer ver a Cifuentes que tiene que hacer lo mejor para el PP, según fuentes de la formación. En el caso de Pedro Antonio Sánchez, implicado en el 'caso Auditorio' y la trama Púnica, el proceso se prolongó varias semanas y se resolvió con su salida del Gobierno regional poco antes de la fecha de la moción de censura que había presentado el PSOE, que contaba con el apoyo de Podemos y que Cs estaba dispuesto a apoyar si no dimitía el presidente murciano.

relacionada El PP admite debate interno por la crisis del máster de Cifuentes

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil