jueves, 20 de septiembre de 2018 18:14
Sociedad

15 señales que muestras que podrías ser víctima de abuso emocional

|

Tristeza



El abuso emocional es un acto despreciable, una manera de manipular a alguien y a su bienestar psicológico.


A menudo puede pasar desapercibido durante un largo período de tiempo, sin que ni siquiera la propia víctima se dé cuenta de lo que le está sucediendo.


Incluso si sospechas que todo está bien entre tú y tu pareja, o un amigo, también vale la pena saber cuáles son los indicadores del abuso emocional.


1- Te sientes culpable


Alguien que es emocionalmente abusivo usará tácticas como ignorarte o hacerte sentir mal.


Se trata de una forma de hacer sentir culpabilidad y se puede utilizar para hacer que alguien se sienta avergonzado por sus acciones, sin ninguna razón real.


Te sentirás como si estuvieras constantemente tratando de evitar situaciones, lo que resultará en críticas o decepciones.


2- Comentarios insultantes


Esto puede empezar como algo casi divertido, pero pronto puede convertirse en algo más siniestro.


Lo que podría comenzar con insultos suaves, inocentes, puede resultar en comentarios desagradables y degradantes.


Todo esto se hace para disminuir la autoestima y la confianza en el otro.


3- Sobreprotección


¿Alguna vez has sentido que alguien está demasiado interesado en lo que estás haciendo en tu tiempo libre y a quién ves?


¿Te están pidiendo nombres y fotos de otras personas con las que pasas tiempo o, lo que es peor, te están poniendo un toque de queda?


Esas son todas formas de sobreprotección y esa vigilancia pesada empeorará a medida que el abuso continúe.


4- Celos


El abuso emocional puede extenderse a cosas como los celos, donde la otra persona no puede soportar la idea de que pases tiempo con otra persona.


No importa cuán largo, corto, inocente o intenso sea ese tiempo o esa conversación, ellos se pondrán celosos y están decididos a hacértelo saber.


Esto podría manifestarse en berrinches o amenazas a ti o incluso a ellos mismos.


5- Toma de decisiones con supervisión


Al tratar de hacerla cada vez más insignificante, el abusador puede querer apartar a la otra persona completamente de todas las decisiones que puedan afectar a su vida.


Esto reafirma aún más su poder sobre ti y presenta la idea de que tus opiniones o pensamientos no importan ni a ellos ni a nadie más.


Así, no eres considerado como alguien que puede tomar una decisión importante, así que ellos harán todo por ti.


6- Volverse más exigente


Una víctima puede empezar a sentir que está actuando como el sirviente de la otra persona y que se molestará cuando no se cumplan sus deseos.


Comenzarán a tratar a la víctima como a un niño pequeño o, en contraste, actuarán como un niño pequeño para salirse con la suya.


Esto podría resultar en que la víctima se sienta desigual en la relación y menos como un adulto en pleno funcionamiento y más como una herramienta para el beneficio del abusador.


7- Falta de empatía o compasión


Tener empatía o compasión por otra persona es una parte vital para cualquier relación feliz.


Sin embargo, un abusador no mostrará casi ninguna de esas cualidades en sí mismo, quien no estará ahí para alguien en un período difícil.


Por lo tanto, no podrán contar con ellos y este abuso podría extenderse a otros, incluyendo a sus propios hijos.


8- Abuso financiero


Primero puede presentarse como algo útil, ya que tratará de darle consejos sobre dinero y sugerir maneras de resolver las deudas.


A medida que empiezan a expresar más interés en tus finanzas, continuamente te dirán que tengas "cuidado" con tu dinero.


Eventualmente, ejercerán un dominio sobre ti y tus hábitos de gasto donde tú no podrás opinar sobre cómo te gastas el dinero y te persuadirán para que no compres cosas que de otra manera podrías permitirse.


Abuso emcional


9- Anulación


Pronto, en un ciclo de abuso, tus opiniones o pensamientos ya no les importarán y esencialmente serán excluidos de cualquier conversación en la que puedan ser relevantes.


Incluso si tratas de plantear cualquier pensamiento sobre la relación en sí, se te acusará de ser demasiado sensible y tus sentimientos serán descartados.


Esto también podría derivar en disputas sobre ciertos eventos o incidentes, en los que incluso si tu versión es verdadera, se argumentará hasta el punto en que parezca que ya no es válida.


10- Grandes gestos


Este punto puede parecer estar en contraste con el resto de señales de esta lista, pero es igual de manipulador.


Cuando una persona abusiva se pasa de la raya tratará a la víctima con algo épico y valioso para redimirse y silenciar las emociones de la víctima.


Esto podría ser cualquier cosa, desde un regalo único hasta un fin de semana fuera de casa por sorpresa. Pero esto no resolverá el problema.


11- Luz de gas


De todas las técnicas de manipulación que los abusadores tienden a utilizar, la luz de gas es una de las más perturbadoras.


El maltratador convencerá a alguien de que todas las cosas malas que están sucediendo son enteramente culpa de la víctima, aunque no lo sean.


La insistencia en esta estrategia eventualmente se volverá tan mala, que incluso la víctima se creerá las mentiras.


12- Los amigos desaparecen o notan una diferencia


A medida que la manipulación empeora, la víctima puede empezar a notar que sus amigos están menos presentes de lo que estaban antes.


Esto se debe a que el culpable los ha forzado a salir de la vida de la otra persona o a que esa persona ha cambiado tanto que sus amigos sienten que ya no los conocen.


Probablemente estén preocupados, pero ellos y la víctima ya no saben cómo pedir ayuda.


13- Soledad autoimpuesta


A medida que la víctima se aísla más y más, comenzará a notar que se siente mejor cuando pasa un día o una noche sola.


Sin la presión del abusador que constantemente se cierne sobre ellos, naturalmente se sentirán mejor ya que el estrés ya no está presente.


Todo eso se desvanecerá cuando el abusador regrese, pero les da una idea de cómo es la vida fuera de la manipulación.


14- Intentan ponerte en contra de tu familia


Un abusador tiene una manera profunda de convencer a alguien de que su familia y sus seres queridos no son realmente tan buenos para ellos.


A medida que las cosas se vuelven más severas, el abusador le dirá a la víctima que su familia está "atacando" o "tratando de reventar" la relación.


Esto puede resultar en que ellos exijan que una persona tome una decisión: o tu familia o el abusador.


15- El vacío


El bloqueo es otra forma de ignorar a alguien, pero a menudo surge de la nada y con poca explicación.


Cosas como el silencio y el no contacto visual son formas de bloqueo, pero se hará de una manera no tan sutil.


Un abusador podría incluso desaparecer por unos días y regresar sin dar ninguna razón real.

relacionada Este es el país más peligroso para las mujeres
relacionada ​La preocupación por la violencia machista se dispara

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil