jueves, 27 de junio de 2019 05:58
Comunicación

Soon-Yi Previn rompe décadas de silencio para defender a Woody Allen

|

u200bSoon Yi Previn y Woody Allen



Soon-Yi Previn, la esposa de Woody Allen, ha hablado sobre lo que ella llama un trato "injusto" del cineasta de Annie Hall.


En una entrevista con el sitio web de la revista 'New York Magazine', 'Vulture', Previn defendió a su marido contra las acusaciones de que abusó de su hija adoptiva, Dylan Farrow, y también acusó a su madre adoptiva, Mia Farrow, de utilizar el movimiento #MeToo como parte de una campaña de venganza.


"Lo que le ha pasado a Woody es tan perturbador, tan injusto", dice Previn. "Mia se ha aprovechado del movimiento #MeToo y ha hecho desfilar a Dylan [Farrow] como víctima. Y toda una nueva generación está oyendo hablar de ello cuando no debería".


Dylan Farrow, junto con sus hermanos Ronan Farrow, Matthew Previn, Sascha Previn, Fletcher Previn, Daisy Previn, Isaiah Farrow y Quincy Farrow, han condenado la entrevista.


Dice que contenía "múltiples falsedades obvias" y repitió su acusación de que Allen abusó de ella cuando tenía siete años.


Allen siempre ha negado las acusaciones. Una investigación en 1993 halló que él no la había agredido sexualmente. Sin embargo, un juez dijo en una sentencia de custodia de 1993 que "probablemente nunca sabremos lo que ocurrió el 4 de agosto de 1992....". El comportamiento de Allen hacia Dylan fue muy inapropiado y hay que tomar medidas para protegerla". Allen perdió la custodia de Dylan Farrow.


"Amamos y apoyamos a nuestra mamá [Mia Farrow], que siempre ha sido una madre cariñosa y generosa", dice una declaración compartida por Dylan y Ronan Farrow en Twitter. "Ninguno de nosotros fue testigo de nada más que de un trato compasivo en nuestro hogar, razón por la cual los tribunales concedieron la custodia exclusiva a nuestra madre de todos sus hijos. Rechazamos cualquier intento de desviar la acusación de Dylan tratando de vilipendiar a nuestra madre".


La relación de Previn con Allen, 35 años mayor que ella, causó un escándalo a principios de los noventa cuando se hizo pública su relación. Farrow descubrió su relación al encontrar fotografías desnudas de Previn en la casa de Allen.


En la entrevista, ella describe a Farrow como una madre cruel que a veces era física y emocionalmente abusiva.


"Trató de enseñarme el alfabeto con esos bloques de madera", dice. "Si no los hacía bien, a veces ella me los tiraba a mí o al suelo."


También alega que Farrow le abofeteó, la azotó con un cepillo de pelo y le llamó "estúpida" e "imbécil". Ella afirma que ella y sus hermanas adoptivas fueron tratadas como "empleadas domésticas" y que se les ordenó que hicieran las compras de comestibles, limpiaran, plancharan y realizaran otras tareas domésticas. 


"Entiendo que se enfadase, no me malinterpreten, tenía todo el derecho de estarlo", dijo Previn sobre la reacción de Farrow al asunto. "Pero era como un sumidero que se llevaba todo con ella."


El 'The New York Times' ha sido criticado especialmente porque la entrevista con Previn fue escrita por Daphne Merkin, amiga de Allen desde hace mucho tiempo y admiradora de éste, que también es una crítica vocal del movimiento #MeToo.


Merkin ha escrito varias piezas que detallan su estrecha relación con el cineasta a lo largo de 40 años, y escribe en su libro The Fame Lunches que una vez le escribió una carta a los veinte años y que "Yo había fijado a [Allen] como mi alter ego" y que "él era la no celebridad perfecta para un no-grupo como yo".






COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil