jueves, 24 de enero de 2019 05:23
Politica

De Laiglesia señala a la comunidad internacional como garante de la "esencia" del acuerdo de paz en Colombia

|

Las autoridades colombianas subrayan que el verdadero reto del proceso de paz es reconstruir la confianza

El secretario de Estado de Cooperación Internacional y para Iberoamérica y el Caribe, Juan Pablo de Laiglesia, ha indicado que la comunidad internacional puede jugar un papel "determinante" en el proceso de paz en Colombia para garantizar que cualquier ajuste que se haga en el acuerdo firmado con las FARC respete su "esencia".

"La comunidad internacional puede prestar un apoyo determinante (...) para que si hay que hacer algún ajuste sea un ajuste en el marco del espíritu del acuerdo de paz", ha dicho De Laiglesia durante el foro 'Construyendo la paz en Colombia', organizado este jueves por la Asociación pro Derechos Humanos de España (APDHE) en Casa América.

De Laiglesia ha explicado que, si bien ahora hay "una gran expectativa" sobre los mecanismos creados por el acuerdo de paz, porque acaban de comenzar su andadura, es posible que "el paso del tiempo ponga de relieve algunas deficiencias" con el consecuente "riesgo" de que se hagan ajustes que se desmarquen del "objetivo final".

En este eventual escenario, "la comunidad internacional tiene un papel importantísimo que jugar (...) por lo que tiene de estímulo para conservar la voluntad política de llevar adelante el proceso de paz" y conservar la "esencia" del texto firmado en 2016 por el Gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC.

El sucesor de Santos, Iván Duque, que llegó a la Presidencia de Colombia el pasado mes de agosto, ha expresado su intención de modificar aspectos fundamentales del acuerdo de paz, como la justicia transicional o la participación política de los ex guerrilleros.

La FARC, el partido político surgido del extinto grupo armado, ha denunciado una distorsión del pacto original. Algunas voces, entre ellas la del 'número dos' de las FARC, 'Iván Márquez', han acusado directamente al Estado de "traicionar" el acuerdo de paz.

PEDAGOGÍA INTERNA
El diplomático español ha considerado que este rol "determinante" debe ir acompañado de una "pedagogía" dentro de Colombia para que el respaldo internacional "no sea percibido como una actitud injerencista", algo que --ha subrayado-- ha ocurrido con otros asuntos.

En lo tocante a España, ha reiterado el apoyo "absolutamente rotundo" que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, trasladó a su homólogo colombiano en su reciente viaje al país. De Laiglesia ha recordado que este respaldo es tanto para implementar el acuerdo de paz con las FARC como para relanzar el diálogo con el ELN.

"Tienen mi compromiso de que seguiremos apoyando el proceso de paz", ha aseverado, al tiempo que ha recordado que uno de los "ejes" de la política exterior de España ha sido favorecer la resolución de los conflictos en América Latina por la vía del diálogo.

También se ha referido en particular al acuerdo de paz con las FARC, que ha considerado "un modelo" para futuros procesos de paz en otros países porque "desde el punto de vista de la arquitectura no hay nada más acabado que lo que se ha hecho en Colombia".

GENERAR CONFIANZA
La presidenta de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), Patricia Linares, ha recalcado que la "vocación" del acuerdo de paz es el "cierre del conflicto" y que por ello se ha optado por una "justicia restaurativa" en lugar de por una "justicia punitiva".

Linares ha defendido que esto no significa "impunidad", ya que la JEP tiene como mandato juzgar los casos más graves y a los máximos responsables de los crímenes de guerra y lesa humanidad cometidos en el marco del conflicto armado por todos sus actores, ya sean agentes del Estado, guerrilleros, paramilitares o terceros.

Por su parte, la directora de la Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas, Luz Marina Monzón, ha mencionado como algunos de los "gigantes retos" de la implementación del acuerdo de paz "generar confianza" entre los colombianos en las instituciones del Estado.

Monzón ha considerado que "un gran acierto" de las partes negociadoras en este sentido fue establecer la confidencialidad de toda la información que reciba la Unidad de Búsqueda, que tiene carácter extrajudicial, para que las familias, que aún viven en un escenario de violencia, se sientan seguras a la hora de denunciar.

En la misma línea, el español Carlos Martín Beristain, único miembro extranjero de la Comisión de la Verdad creada por el acuerdo de paz, ha apuntado como uno de los objetivos de la misma "poner el foco en el contenido, no en estar en un lado político" u otro.

La Comisión de la Verdad, ha contado, busca una "verdad plena" e inclusiva que recoja los relatos de todas las víctimas de la guerra en Colombia y al mismo tiempo "una verdad transformadora" para que "nunca más vuelva a pasar". "Hay que pasar la página de la Historia pero primero hay que leerla" para aprender lecciones, ha sentenciado.

Linares, Monzón y el director de la Comisión de la Verdad, Francisco de Roux, han sido galardonados por la APDHE en reconocimiento de "su destacado papel en el proceso de construcción de paz en Colombia".

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil