miércoles, 1 de abril de 2020 09:33
Internacional

EEUU y Alemania espiaron a España y a otros 120 países durante décadas

|

Bandera de EEUU en su Embajada en La Habana


Más de un centenar de países, entre ellos España, utilizaban una empresa especializada en la codificación de datos que estaba secretamente controlada por los servicios secretos de EEUU y Alemania. Una investigación periodística reveló cómo los dos países tenían acceso a varios secretos de estado.


Después de la Segunda Guerra Mundial, durante la cual trabajó en las comunicaciones del ejército de los Estados Unidos, la empresa suiza Crypto AG se convirtió en líder en el campo de los equipos de encriptación (conversión o transmisión de datos en código), firmando contratos por valor de "millones de dólares" con más de 120 países. El papel de la compañía era asegurar que las comunicaciones de cada país permanecieran completamente confidenciales y seguras, pero durante décadas la agencia de inteligencia estadounidense CIA y su homólogo alemán BND tuvieron acceso privilegiado a los datos, revela una investigación conjunta de 'The Washington Post', la cadena de televisión alemana ZDF y la SRF suiza.


Los medios de comunicación interesados consultaron documentación confidencial en la que se detallaba la forma en que los organismos de inteligencia consultaban información secreta de otros Estados y la utilizaban en su beneficio. La lista de 120 países objetivo incluye 12 naciones europeas, entre ellas España.


A través de una transacción secreta en los años 70 y como parte de una "asociación altamente confidencial" con el ahora desaparecido BND, la CIA adquirió Crypto AG y llegó a controlar todas sus decisiones. La investigación afirma que los servicios secretos "manipularon el equipo de la empresa para poder descifrar fácilmente los códigos que los países [clientes] utilizaban para enviar mensajes cifrados".


FUE EL GOLPE DEL SIGLO


A través del control de la empresa, detalla el artículo, la CIA y el BND lograron, por ejemplo, monitorear la crisis de los rehenes en la Embajada de los Estados Unidos en Teherán (1979), dar información sobre el ejército argentino al Reino Unido durante la Guerra de las Malvinas (1982), seguir las campañas de asesinatos de los dictadores sudamericanos e interceptar los mensajes de regocijo de los funcionarios libios después de un ataque en un club nocturno de Berlín Occidental (1986), en el que murieron dos soldados estadounidenses. Fue el golpe de inteligencia del siglo", concluyó un informe de la CIA de 2004 citado por 'The Washington Post'.


Según la investigación que se ha dado a conocer, la extinta Unión Soviética y China nunca fueron clientes de Crypto AG porque sospechaban que tenía estrechos vínculos con los Estados Unidos, dejando sus comunicaciones fuera del alcance del rival estadounidense. La CIA sólo abandonó el proyecto en 2018, cuando vendió los activos de la compañía (el BND ya se había retirado a principios de los 90).

La CIA y el servicio secreto alemán no quisieron comentar el contenido de la investigación periodística, pero no negaron la autenticidad de los documentos consultados. La empresa Crypto International, que compró Crypto AG, admitió que los datos revelados eran "muy alarmantes", pero aseguró que la actual empresa "no tiene ninguna conexión con la CIA o el BND".

COMENTAR

Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil