lunes, 26 de julio de 2021 21:33
Internacional

​Rabia e indignación internacional tras el asesinato de la activista hondureña Berta Cáceres

|

Berta Cáceres

         (Foto: Goldman Environmental Foundation)



"¡Despertemos! ¡Despertemos humanidad! Ya no hay tiempo" es una de las afirmaciones por las que siempre será recordada la líder indígena asesinada este jueves en su domicilio en la localidad de La Esperanza, en el departamento de Intibucá. Hacia la una de la madrugada, dos sicarios acabaron a tiros con su vida pero no con su legado, que permanece firme entre innumerables muestras de solidaridad que se están sucediendo desde distintos puntos del globo. En el suceso también resultó herido el ambientalista mexicano Gustavo Castro Soto, que ahora es un testigo clave en la investigación de los hechos.


Madre de cuatro hijas y de voz amable y penetrante, Berta Cáceres denunció en repetidas ocasiones el haber recibido amenazas de muerte, y la propia Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), obligó en 2009 al Estado Hondureño a otorgarle protección policial. Precisamente, la semana pasada la activista dió una rueda de prensa informando del asesinato de cuatro dirigentes de su propia comunidad, la etnia Lenca, en un contexto de violencia permanente en el que más de un centenar de defensores medioambientales han perdido la vida en el país entre 2002 y 2014 según la ONG 'Global Witness'.


Cáceres fue confundadora en 1993 del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), desde el que llevó a cabo innumerables actividades en defensa del medio ambiente y contra la instalación de proyectos hidroeléctricos y mineros en su país. En 2013 y 2014 logró que el Banco Mundial y el gigante chino de las infraestructuras Sinohydro, desistieran del proyecto hidroeléctrico 'Agua Zarca' en el río Gualcarque, considerado territorio sagrado por los lencas y vital para su subsistencia.


Esta trayectoria le fue reconocida en 2015 con el prestigioso premio Goldman por su trabajo en pro de la protección de la naturaleza y las comunidades. En declaraciones públicas tras recibir el galardón, Cáceres sostuvo que el Estado hondureño criminalizaba "el derecho humano de defender los bienes comunes y la naturaleza" y que las grandes transnacionales operan "con mucha impunidad en el país", apoyadas por un proceso sistemático de "militarización, represión y violación de los derechos humanos". Deseaba entonces la líder hondureña "que la victoria en Agua Zarca brinde esperanza a aquellos activistas que luchan en contra del desarrollo irresponsable y depredador en Honduras y en toda América Latina".


ORGANIZACIONES LATINOAMERICANAS PIDEN LA PROTECCIÓN URGENTE DE GUSTAVO CASTRO Y LOS ACTIVISTAS HONDUREÑOS.


Por su parte, desde el Movimiento Mesoamericano contra el Modelo Extractivo Minero (M4), la Red Mexicana de Afectados por la Minería (REMA) y la ONG mexicana 'Otros Mundos Chiapas' se ha exigido que al Gobierno de Honduras "su pronta atención, intervención y seguimiento a este lamentable y gravísimo suceso" proporcionando "todas las medidas jurídicas y políticas posibles que garanticen protección inmediata a nuestro compañero Gustavo Castro para que, una vez que haya brindado su declaración ante el Estado hondureño, pueda regresar sin contratiempos a México" y que, asímismo, se garantice la seguridad de todos los miembros de la COPINH.


NACIONES UNIDAS TAMBIÉN EXPRESA SU REPULSA


La delegación de la ONU en Honduras también ha condenado enérgicamente el asesinato de Berta Cáceres expresando "sus más sentidas condolencias a sus familiares, amistades y miembros de los pueblos indígenas" y exhortando a las autoridades "a poner en práctica todos los instrumentos con los que cuentan para identificar, procesar y sancionar" a los responsables del crimen, recordando que la líder ambientalista "fue un ejemplo de dignidad y valentía en defensa y promoción de los derechos humanos".

relacionada Lula da Silva queda en libertad después de tres horas de interrogatorio

COMENTAR

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil