miércoles, 8 de abril de 2020 08:18
Opinión

LA ILUSIÓN COLECTIVA DEL 22 DE DICIEMBRE

Carmen P. Flores
Carmen P. Flores
Directora de Pressdigital

Directora de PressDigital

Loteria2


Dicen que la ilusión es uno de los motores que mueve el mundo, sin ella, la vida sería muy difícil y menos llevadera. De uno mismo depende que la ilusión no deje de estar presente en cada acción de nuestra vida.


El día 22 de diciembre se ha convertido en esa fecha mágica donde la ilusión está presente más que ningún otro día del año. El sorteo de la lotería de Navidad consigue que personas que no se gastan un duro en los 364 días, esa fecha mágica gasten pocos o muchos euros. ¿Por qué?, por la ilusión que alimenta el premio que se puede llegar a conseguir y los planes de alcanzar algunas cosas que serían imposibles de conseguir. Ese sorteo puede hacerles soñar durante unas cuantas horas hasta que los números que han sido depositados en el bombo lo abandonen para ser cantados por las voces inocentes y angelicales de los niños del Colegio de San Ildefonso de Madrid. Después pocos son los agraciados pero las imágenes que ofrecen las televisiones cuando algunos de losafortunados  en el sorteo son personas que realmente necesitaban urgentemente un dinero para saldar algunas de sus deudas y darse un respiro, la gente se conforma.


Las burbujas del cava que explotan al ser descorchadas  para celebrar la suerte plasmada en el décimo de lotería premiado hacen que una sonrisa acompañe a los no premiados. Es una emoción colectiva, un sueño que para algunos se ha cumplido y que para el resto de personas que la suerte no les han acompañado en esta ocasión, queda la ilusión de que quizás, el próximo año, la suerte va a traerles un pellizco que les haga soñar de nuevo.


¿Cuántas ilusiones se depositan en el sorteo de la lotería de Navidad?, yo diría miles, no, quizás millones. Por eso, contar en nuestras vidas con fechas que nos sigan aportando elementos que alimentan la ilusión es importantísimo porque nos hace soñar despiertos.


En la recta final del año, cuando han sucedido tantas cosas y muchas de ellas nada buenas y con un horizonte a la vista que no parece mejor que el pasado, la ilusión es lo que permite seguir peleando para hacer las cosas más llevaderas. Aunque sólo sea para formar parte de la alegría colectiva que es el sorteo de Navidad es bueno formar parte de este sueño que cada año une a las personas.


La política dejará de ser la protagonista durante unos pocos días, por suerte, para que la ilusión y los sueños de las personas llenen los medios de comunicación, porque la suerte les habrá traído unos cuantos miles de euros, que les hacía falta como el agua en el mes de mayo.


Suerte para todos los que han jugado a la lotería y que las hadas les traigan  algún premio Decía Arthur Miller que "una era se puede decir que se termina cuando las ilusiones se han agotado".

COMENTAR


Más opinión
Opinadores
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil