lunes, 16 de diciembre de 2019 08:01
Internacional

El expresidente de Perú Alan García se suicida antes de ser detenido

|

El ex presidente peruano Alan García ha muerto después de dispararse deliberadamente en la cabeza cuando la policía trató de arrestarlo en relación con un escándalo de corrupción de miles de millones de dólares en América Latina.


"Me entristece la muerte del ex presidente Alan García", confirmó el actual presidente del país, Martín Vizcarra. "Envío mis condolencias a su familia y a sus seres queridos."


Anteriormente, el abogado de García, Erasmo Reyna, dijo a los medios de comunicación locales que su cliente "tomó la decisión de suicidarse" el miércoles por la mañana, después de que los agentes de policía llegaran a su casa en la capital, Lima, para someterlo a detención preventiva.


Cristina Fernu00e1ndez de Kirchner, junto a Alan Garcu00eda, presidente del Peru00fa


El ministro del Interior de Perú, Carlos Morán, dijo a los periodistas que García les había dicho a los policías que iba a llamar a su abogado y que se había "encerrado en su habitación" antes de que se oyera un disparo.


El político de 69 años -que fue acusado de aceptar sobornos del gigante brasileño de la construcción Odebrecht durante su presidencia 2006-2011- fue atendido en un hospital cercano poco después, alrededor de las 6:45 de la mañana, con una herida de bala en la cabeza.


Antes de su muerte, la ministra de Salud de Perú, Zulema Tomás, dijo a los periodistas que García se encontraba en una situación "muy grave" y que había sufrido tres infartos de miocardio de los que había sido resucitado. Un equipo médico de 27 personas, entre neurocirujanos y especialistas en cuidados intensivos, luchaba por salvar la vida del ex presidente.


"Este es un día de dolor nacional", dijo Alberto Quintanilla, congresista de izquierda, a la televisión local tras confirmarse la muerte de García.


"Perú está de luto. Nuestro sistema político está de luto y nosotros.... expresamos solidaridad con la familia... Lo que ha ocurrido es muy lamentable".


SOBORNOS MULTIMILLONARIOS


García es uno de los cuatro ex presidentes peruanos que fueron absorbidos por el vasto escándalo de Odebrecht -por el cual se pagaron sobornos multimillonarios para asegurar contratos de construcción en toda la región- junto a Pedro Pablo Kuczynski, Ollanta Humala y Alejandro Toledo.


La semana pasada, un juez ordenó que Kuczynski fuera puesto bajo custodia preventiva durante 10 días como parte de una investigación de lavado de dinero. Conocido como PPK, Kuczynski dirigió Perú desde 2016 hasta que renunció el pasado mes de marzo, antes de que el Congreso adoptara una medida para impugnarlo por sus vínculos con Odebrecht.


García fue presidente durante dos períodos -de 1985 a 1990 y luego de 2006 y 2011- y es uno de los políticos más prominentes del Perú. Rechazó las denuncias de irregularidades y se pintó a sí mismo como víctima de la persecución política. El año pasado solicitó sin éxito asilo político en Uruguay después de buscar refugio en su embajada en Lima.


"Nunca me he vendido y esto se ha demostrado", declaró García el martes.


El intento de arrestar a García se produjo pocos días después de que una investigación revelara que su secretario personal, Luis Nava, supuestamente había recibido 4 millones de dólares del departamento de sobornos extraoficial de Odebrecht.


En una entrevista el martes, García dijo que rechazó "enfáticamente" las acusaciones en su contra, que calificó de "especulaciones" y "asesinatos morales".


Los aliados políticos del otrora poderoso partido de García, Apra, expresaron su conmoción e indignación por su dramática muerte.


"En este momento de profundo dolor debemos reafirmar nuestra unidad y nuestra hermandad", dijo el congresista Jorge del Castillo, quien hizo un llamado a los simpatizantes para que se reúnan frente a la sede del partido el miércoles por la noche.


Otro aliado, Mauricio Mulder, describió la decisión de García de tomar su propia vida como "un acto honorable" tomado en respuesta a la "persecución fascista" de los enemigos políticos.


García se dedicó a la política en la década de 1970 -después de un período de estudios en París, donde se dice que se mantuvo gracias a su trabajo en las afueras de las estaciones de metro- y desde entonces ha sido una figura sobresaliente en la política peruana.


Su primer mandato como presidente es recordado como un fiasco, que terminó en un colapso económico y en una crisis de seguridad mortal que involucró al grupo guerrillero maoísta Sendero Luminoso.


Pero García protagonizó un dramático regreso político en 2006, que algunos atribuyeron en parte al apoyo de su rival por parte del entonces líder izquierdista venezolano Hugo Chávez.

COMENTAR



Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil