jueves, 20 de enero de 2022 09:39
Internacional

¿Cómo serán las vacunas de segunda generación contra el covid-19?

|

Archivo - Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio) coordina 'Covidrive', un proyecto internacional que estimará la efectividad de la



Si bien Zion, un empresario y director ejecutivo de una pequeña empresa emergente llamada Akston Biosciences, se sintió personalmente aliviado de que la marea se estuviera volviendo contra la pandemia mundial, se enfrentó a la nada envidiable tarea de tratar de convencer a sus empleados de que su duro trabajo no había sido en vano.


Nueve meses antes, Akston Biosciences se había unido a la carrera mundial de vacunas como uno de los más de 40 equipos que competían por desarrollar la primera vacuna contra la covid-19 del mundo.

Ahora, al igual que docenas de otros, habían sido derrotados por completo por la velocidad y la eficiencia de las tecnologías de sus rivales, que habían completado ensayos clínicos mientras sus propios productos aún estaban en desarrollo.


Pero Zion todavía sentía que la carrera estaba lejos de terminar. "Esas vacunas ayudaron enormemente, pero si eres un innovador, sabes que los productos que vienen primero tienden a tener muchos problemas que no son sostenibles", dice. "Así que por esa razón seguí motivado. Pero para una pequeña empresa fue un desafío seguir desarrollando nuestra vacuna mientras la mayor parte del mundo pensaba que el problema estaba resuelto".


Doce meses después, Akston Biosciences se encuentra entre una plétora de empresas que esperan traer una segunda generación de vacunas covid-19 a la clínica durante el próximo año y medio. Pero vienen con una variedad de innovaciones novedosas. Está, por ejemplo, la empresa francesa de biotecnología Valneva, cuya vacuna contiene un químico adyuvante que se agrega a la vacuna para estimular la respuesta inmune. Esta, en particular, tiene el objetivo de provocar una mejor respuesta inmune de los ancianos. A la lista también se suma Vaxart, con sede en California, que está desarrollando una vacuna en forma de pastilla que podría abordar el problema de la fobia a las agujas.



Cada vacuna de segunda generación tiene sus propios mercados objetivos específicos.



La aparición de nuevas versiones mutadas del virus que provoca la covid-19 durante el último año, como las variantes Delta y Ómicron, crean un potencial requerimiento para diferentes tecnologías de proporcionar una respuesta más sólida del sistema inmunológico.


Los estrictos requisitos de refrigeración para muchas de las vacunas de primera generación también han planteado problemas importantes para llegar a muchas de las comunidades más pobres del mundo. Por ejemplo, en la actualidad, solo el 28% de la población de la India está completamente vacunada.


Akston Biosciences recibió recientemente la aprobación para realizar un ensayo clínico de Fase II / III, la segunda etapa de las pruebas en humanos, para verificar la seguridad y eficacia de una intervención, en India durante el próximo año. "La próxima pandemia podría ser más contagiosa o mortal que la de la covid-19"


Se espera que la naturaleza de su vacuna, que puede mantenerse a temperatura ambiente durante al menos seis meses, pueda ayudar a llegar a regiones con una infraestructura limitada necesaria para almacenar y transportar vacunas menos estables.


Aunque puede que no esté ampliamente disponible hasta 2023, Zion confía en que seguirá siendo muy relevante en la lucha contra la covid-19.


Algunas vacunas de segunda generación dotarían al sistema inmunológico de más y mejores anticuerpos. Brian Ward, oficial médico de la empresa canadiense de biotecnología Medicago, le dijo a la BBC que se están preparando para publicar los datos de su ensayo clínico de fase III y que tienen la intención de solicitar la aprobación regulatoria para su vacuna en unas semanas. Medicago afirma que pueden producir títulos de anticuerpos (una medida de la concentración de anticuerpos) mucho más altos que las vacunas actuales.


"Las vacunas de ARNm [producen títulos de anticuerpos que] son entre dos y media y cuatro veces más altos [que en alguien que se está recuperando de Covid-19]", dice Ward. "Las vacunas de Novavax y nuestra son de 10 a 15 veces más altas".


Las vacunas que están más atrasadas en el desarrollo, como Vaxart, que actualmente se están inscribiendo para su ensayo de Fase II, esperan que ofrecer nuevas tecnologías o mecanismos de administración novedosos aún las hagan comercialmente viables.


La vacuna de Vaxart, que viene en forma de tabletas, produce respuestas de anticuerpos en la nariz que se cree que son mejores para prevenir la propagación del virus. Además, la compañía ha compilado datos de encuestas que encontraron que el 32% de los estadounidenses tendrían más probabilidades de tomar una vacuna covid-19 si se ofreciera en forma de píldora.


Según The Lancet, desde enero de 2021,el 20% de los adultos estadounidenses han informado constantemente que se vacunarán solo si es necesario para el trabajo o no se vacunarán en absoluto. El fundador de Vaxart, Sean Tucker, cree que tener una vacuna oral puede ayudar con este problema. "A fin de cuentas, mucha gente le tiene miedo a las agujas", dice.


Otra forma clave en la que estas vacunas pueden competir con las vacunas de la primera generación es en el precio, mucho más accesible que las vacunas más caras Pfizer / BioNTech y Moderna.


Los miles de millones de dosis de vacunas que ya se han administrado (ahora se administran 29,92 millones todos los días) también están ejerciendo una presión sin precedentes en la cadena de suministro de vacunas. Con los fabricantes de viales de vidrio y otras materias primas clave que eligen priorizar las vacunas de primera generación, los desarrolladores de segunda generación tienen dificultades para conseguir lo que necesitan.


Hasta la fecha, se estima que el 47,7% de la población mundial, incluidas grandes franjas de América del Sur, África y Asia, aún no ha recibido ni siquiera una dosis de vacuna contra el coronavirus. La gran esperanza de las vacunas de segunda generación es que puedan hacer grandes avances en este problema, especialmente porque las poblaciones no vacunadas corren un riesgo aún mayor que cualquier nueva variante que pueda surgir. La variante ómicron aumenta el riesgo de reinfección por coronavirus, según un estudio preliminar en Sudáfrica.




COMENTAR

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil
CLABE