martes, 24 de octubre de 2017 09:38
Sociedad

Un juez prohíbe la circulación al autobús tránsfobo de Hazte Oír

|

Autobus 2


El Juzgado de Instrucción Número 42 de Madrid ha acordado como medida cautelar la prohibición de circulación del autobús desplegado por Hazte Oír hasta que no retire el mensaje contra la transexualidad.


Así lo indica el juzgado en un oficio fechado ayer, tras recibir el escrito de la Fiscalía Provincial de Madrid que solicitaba precisamente esta medida cautelar. Contra la resolución cabe interponer recurso de reforma.


La Fiscalía argumentaba en su escrito que la campaña del colectivo provida podía suponer "una incitación al odio y a la discriminación contra las personas que ejercitan su identidad sexual de forma diferente a la heterosexual", en virtud de lo expuesto en el artículo 510.6 del Código Penal.


En su escrito, se decreta la prohibición de circular de este autobús, al entender que su mensaje "no se limita a exponer" el ideario del colectivo, sino que se dirige a personas con una orientación sexual "distinta" para lesionar su "dignidad".


El Ayuntamiento de Madrid ya procedió a la inmovilización del mencionado autobús que pretendía recorrer las calles de la ciudad con el mensaje "Los niños tienen pene. Las niñas tienen vulva. Que no te engañen. Si naces hombre, eres hombre,. Si eres mujer, seguirás siéndolo".


Para decidir sobre la prohibición cautelar, el juzgado tomó declaración al presidente de Hazte Oír, Ignacio Arsuaga, que se opuso a la inmovilización del bus vinilado para la campaña.


Arsuaga argumentó que la campaña tiene como objetivo que las personas que tengan una ideología afín a la del colectivo puedan acceder a su web para leer una publicación editada por la asociación en las califican las leyes de protección de derechos del colectivo LGTBi como normativas de "adoctrinamiento sexual".


En su declaración, el presidente de Hazte Oír reconoce que su eslogan puede ser "provocador" pero rechaza que conlleve un "rechazo" a la transexualidad o a la homosexualidad. A su vez, expone que la iniciativa es un ejercicio de la "libertad de expresión".


El juzgado expone en su resolución judicial que "del tenor literal de la publicidad no se infiere racionalmente que se esté públicamente fomentado, promoviendo o incitando directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contra un grupo por razón de orientación o identidad sexual de sus componentes".


No obstante, el magistrado sí considera que la campaña puede suponer un "menosprecio" a este colectivo por no reconocerles su "orientación sexual".


"A este respecto, cabe destacar que dicha afirmación, expositiva del ideario de la asociación Hazte Oír, no se limita a exponer el ideario, que puede tener respecto a la sexualidad, sino que extralimitándose de dicho ideario, parece dirigirse a las personas con una orientación sexual distinta, negándosela, lesionando de esta manera su dignidad", recoge la resolución.


Por ello, decreta que las expresiones concretas recogidas en la campaña suponen "un acto de menosprecio a las personas con orientación sexual distinta a la heretosexualidad, incluidas en el apartado segundo del artículo 510 del Código Penal".



En consecuencia y para evitar la "perpetuación de la comisión de delito, se procede a acordar la medida cautelar interesada por el Ministerio Público (la prohibición de circular del autobús del colectivo).



LA COMUNIDAD DE MADRID ABRIRÁ UN EXPEDIENTE SANCIONADOR


La Comunidad de Madrid está estudiando abrir un expediente sancionador a la asociación por el autobús de la plataforma Hazte Oír al considerar que el contenido puede haber vulnerado varias leyes regionales como la normativa contra la LGTBfobia.


Así lo ha indicado la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, al inicio de unas jornadas sobre igualdad de género celebradas este miércoles.


Al respecto, Cifuentes ha asegurado que el Gobierno regional ha pedido a la Abogacía General un informe en el que exprese su opinión sobre esta campaña.


"Nosotros en la Comunidad de Madrid, de manera paralela, lo que hemos hecho es pedir un informe a la Abogacía general y a la vista del informe veremos si paralelamente a la vía penal, desde el punto de vista administrativo, se ha podido también conculcar algunas de las leyes de la Comunidad de Madrid", ha aseverado Cifuentes.


Concretamente, se abriría el expediente sancionador si se vulneraran la ley de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación de la Comunidad de Madrid y la ley Protección Integral contra la LGTBfobia, aprobadas por la Comunidad de Madrid el pasado año.


DEFIENDE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN, PERO TIENE SU "LÍMITE"


En este sentido, Cifuentes se ha mostrado partidaria de actuar "con la ley en la mano" y ha asegurado que defiende "con uñas y dientes" la libertad de expresión, pero considera que ésta encuentra su límite en el cumplimiento de las leyes.


"Yo creo absolutamente y defiendo con uñas y dientes la libertad de expresión de todas las personas y de todas las organizaciones, pero la libertad de expresión tiene un límite que es el cumplimiento de las leyes, y en este caso corresponde a la Fiscalía y a los jueces decir si se está conculcando nada más y nada menos que el código penal", ha destacado.


Asimismo, ha calificado al autobús de Hazte Oír de "provocación absurda", que únicamente busca "provocar y ofender, además, de forma importante a una parte de la población".


"Más allá de las opiniones personales, yo también creo que tenemos que dar muchos pasos todavía en esta sociedad para avanzar en el respeto y no caer en la provocación absurda, que con ese tipo de actuaciones lo único que buscan es provocar y ofender, además, de forma importante a una parte de la población", ha indicado.


INVESTIGADA OTRA CAMPAÑA DE ESTA ORGANIZACIÓN ULTRACATÓLICA


Por otro lado, fuentes del Gobierno regional han explicado que la Consejería de Políticas Sociales y Familia abrió el pasado mes de enero una investigación sobre otra campaña de Hazte Oír para determinar si había motivo para la apertura de un expediente sancionador, algo que aún no se ha resuelto.


Las mismas fuentes han detallado que la apertura de esta investigación se produjo cuando la Fiscalía, a raíz de una denuncia que planteó a finales de 2016 el sindicato CCOO, derivó el contenido de la campaña a la Consejería de Políticas Sociales, que puede abrir un proceso sancionador si aprecia conductas que puedan vulnerar la ley contra la LGTBfobia.


En su día, el sindicato remitió a finales de 2006 un escrito a la Fiscalía denunciando un panfleto elaborado por Hazte Oír en el que se alude a que las leyes para garantizar derechos del colectivo LGTBi es "adoctrinamiento sexual".


Entonces, la Fiscalía procedió a archivar la denuncia al entender que no había indicios de delito pero remitió el contenido del escrito a la Consejería de Políticas Sociales.



relacionada ​La Fiscalía de Madrid abre una investigación a Hazte Oír por delitos de odio
relacionada Madrid inmoviliza el autobús antitransexualidad fletado por la ultracatólica Hazte Oír
relacionada Hazte Oír sigue distribuyendo su panfleto homófobo sobre "leyes de adoctrinamiento sexual"

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Condiciones de uso Consejo editorial version mobil