lunes, 10 de diciembre de 2018 05:02
Sociedad

Concentración ciudadana en Pamplona en apoyo a los guardias civiles agredidos en Alsasua

|

Concentraciu00f3n de apoyo en Pamplona a los guardias civiles agredidos en Alsasua


Cerca de 2.500 personas han participado este martes 17 de abril en una concentración convocada en Pamplona para mostrar su apoyo a los dos guardias civiles agredidos en Alsasua, coincidiendo con la celebración en la Audiencia Nacional del juicio por estos hechos.


El acto, convocado por la Asociación Cultural Doble 12, ha sumado la adhesión del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (Covite), la Asociación Navarra de Víctimas del Terrorismo (Anvite), Vecinos de Paz, la Asociación por la Tolerancia y Recuperar Navarra.


En la concentración han participado víctimas del terrorismo como Paz Prieto, hija de José Luis Prieto, militar asesinado por ETA; Rosalía Saiz Aja, viuda del subteniente del Ejército Francisco Casanova, asesinado por ETA; o María Caballero, hija del concejal de UPN Tomás Caballero, también asesinado por la banda terrorista.


Además, han acudido al acto la delegada del Gobierno en Navarra, Carmen Alba, los expresidentes navarros Miguel Sanz y Jaime Ignacio del Burgo, y dirigentes de UPN, PSN, PPN y Ciudadanos. No ha habido representantes del Gobierno de Navarra.


La concentración, frente a la sede de la Delegación del Gobierno en Navarra, se ha desarrollado con el lema 'Estamos con vosotros. María José, Pilar, Óscar y Álvaro', en referencia a los guardias civiles y sus parejas.


La fecha escogida para la concentración coincide con el segundo día del juicio por la agresión, una sesión en la que los guardias civiles y su parejas han prestado declaración.


En la concentración estaban los padres de Óscar, uno de los dos guardias civiles agredidos. La madre, que ha atenido a los medios de comunicación, se ha mostrado agradecida por el apoyo recibido. "No os podéis imaginar lo que esto supone para nosotros. Es increíble. No nos esperábamos esto para nada. Es de agradecer. Nunca agradeceremos bastante que en un sitio como este, donde aún hay miedo, tantísima gente este aquí apoyándonos", ha señalado.


Ha reconocido que el día de hoy "ha sido muy difícil pero ha sido muy positivo". Además, ha dicho que "a los navarros nosotros los queremos y sabemos que son buena gente". "Hay una pequeña parte que no, pero son buena gente. Óscar ha estado aquí muy a gusto hasta que le hicieron marcharse. Él hubiese vuelto, él ha estado a gusto", ha señalado.


Por su parte, Paz Prieto ha agradecido la presencia de los padres del guardia civil y les ha dicho que "la inmensa mayoría de los navarros estamos con vosotros, no queremos dar la imagen que se ha estado dando estos días, nos avergonzamos de la imagen que Navarra está dando en el resto de España". "La inmensa mayoría estamos con vosotros, en un acto en el que ha habido una agresión, donde ha habido unos agresores y unas víctimas, y nosotros estamos siempre con las víctimas", ha dicho.


El filósofo Fernando Savater ha leído el manifiesto final de la concentración, en el que se señala que "la brutal agresión que dos guardias civiles y sus novias sufrieron en octubre de 2016 en Alsasua resume el medio siglo de terrorismo que hemos vivido en Navarra". "Los dos agentes fueron golpeados por ser guardias civiles. Sus parejas fueron atacadas por ser novias de guardias civiles. Y todo ello siguiendo el manual de instrucciones diseñado por ETA en su campaña Alde Hemendik (Fuera de aquí) contra las Fuerzas de Seguridad", recoge.


Según continúa el manifiesto, "durante meses, las instituciones públicas navarras se han puesto del lado de los agresores, han intentado presionar al poder judicial y han restado importancia a la gravedad de los hechos, a los matones los han revestido de bondad llamándoles 'los jóvenes' o 'los chavales' de Alsasua y a la agresión la han llamado 'pelea de bar', en un intento de repartir responsabilidades y de blanquear el relato, porque si ETA no hubiera existido, este episodio nunca habría ocurrido".


Asimismo, en el manifiesto se expone que "las instituciones han caído, además, en una grave contradicción". "Mientras enarbolaban la bandera del feminismo, han dejado solas a dos mujeres agredidas brutalmente en nuestra comunidad. Mientras lideraban campañas contra el acoso, obviaban premeditadamente a las dos mujeres víctimas de la manada radical de Alsasua. Por ser novias de guardias civiles, no han merecido protección, ni reconocimiento. Al contrario, se han ganado el olvido y hasta el desprecio", señala.


También ha intervenido en el acto la presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo, Consuelo Ordóñez, que ha señalado que "este es un acto muy importante para devolver la dignidad a la sociedad navarra, es un acto de desagravio para las únicas víctimas de la brutal paliza de Alsasua". "Covite estará siempre vigilante para denunciar a aquellos que utilicen la violencia para imponer su proyecto nacionalista totalitario, el mismo que sirvió para asesinar y herir de por vida a nuestros familiares", ha señalado.


REPRESENTACIÓN POLÍTICA


En la concentración ha participado una nutrida representación de UPN, PSN, PPN y Ciudadanos. Entre otros, han asistido la secretaria general de UPN, Yolanda Ibáñez; el parlamentario socialista Guzmán Garmendia; la presidenta del Partido Popular de Navarra, Ana Beltrán; el secretario general de Ciudadanos en el Congreso, Miguel Gutiérrez, o la portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís.


La dirigente regionalista Yolanda Ibáñez ha señalado que "UPN siempre ha estado apoyando a las víctimas y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, es nuestra obligación" y ha afirmado que "es inadmisible que el Gobierno de Navarra esté con los agresores en vez de estar con las víctimas".


El socialista Guzmán Garmendia ha asegurado que el PSN "quiere estar siempre al lado de las víctimas, aquí ha habido una agresión, unas víctimas y unos verdugos". "Ha habido una agresión con odio, no queremos entrar en temas judiciales, que irán por su lado, pero sí queríamos estar al lado de los guardias civiles y de sus parejas, y por ende también al lado de la Guardia Civil, porque hoy era un día para estar con ellos", ha apuntado.


Por su parte, la presidenta del PPN, Ana Beltrán, ha afirmado que "después de haber visto cómo el Gobierno de Navarra está con los agresores, en lugar de estar con las víctimas, nosotros queremos que los guardias civiles agredidos y toda la Guardia Civil sepan que estamos con ellos y que no queremos que se vayan de Navarra, como si quieren que se vayan partidos como Geroa Bai o como Bildu".


El dirigente de Ciudadanos Miguel Gutiérrez ha destacado que "hay que recuperar la dignidad de las víctimas, lo que no puede suceder es que dejemos que otros cuenten el relato como les interesa". "Queremos solidarizarnos con las víctimas, en este caso los dos guardias civiles y sus parejas, que están injustamente olvidadas. Es un acto de justicia. Estamos aquí para contar que no se puede amenazar, que no se puede sojuzgar, que no se puede castigar a todo un pueblo por pensar de forma distinta", ha afirmado.

relacionada La Fiscalía pide 50 años de cárcel para los agresores de Alsasua

COMENTAR


Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil