jueves, 1 de octubre de 2020 00:51
Politica

La Guardia Civil controla la seguridad en pista y la Policía la sala VIP en vuelos privados como el de Delcy Rodríguez

|

Imagen de recurso de agentes de la Guardia Civil en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

La Guardia Civil es la encargada de controlar la seguridad en la zona de pistas de todos los vuelos, incluido los privados, en los aeropuertos españoles y la Policía Nacional es quien realiza el control de pasaportes una vez se abandona el avión y se accede a salas de la zona internacional, un espacio que no se considera suelo nacional.

Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado se reparten las competencias en todos los aeropuertos de España, tanto si es la zona de terminales de viajes comerciales o en las pistas y salas adyacentes que utilizan los vuelos privados, según han explicado a Europa Press fuentes de Aena.

Tanto el Ministerio del Interior como la Policía Nacional y la Guardia Civil han rehusado hacer ningún comentario de forma oficial al ser consultados sobre el encuentro en el aeropuerto de Madrid-Barajas del ministro de Transportes, José Luis Ábalos, con la vicepresidenta y con el ministro de Turismo de Venezuela. Otras fuentes señalan que el departamento que dirige Fernando Grande-Marlaska sí tenía conocimiento del vuelo de ambos representantes del Gobierno de Nicolás Maduro.

Desde el Ministerio de Transportes han admitido este viernes que Ábalos mantuvo "un saludo forzado por las circunstancias" con la vicepresidenta Dalcy Rodríguez tras desplazarse al aeropuerto para recibir al ministro de Turismo, Félix Plasencia, por "la relación personal que mantienen" y porque iba a participar en la feria internacional de turismo FITUR. De la presencia de la primera, Ábalos dice que tuvo conocimiento poco antes del aterrizaje.

REPARTO GUARDIA CIVIL Y POLICÍA
La Guardia civil se encarga del lado calificado de "aire", que hace referencia a la pista en sí en la que aterrizan y despegan los aviones, mientras que la Policía Nacional es quien controla la zona de "tierra", es decir, el acceso a salas VIP y el control de pasaporte.

Luego, se reparten diferentes funciones, ya que la Policía supervisa procedimientos relacionadas con extranjería y la Guardia Civil hace lo mismo en materia fiscal o mercancías. La Policía Municipal o vigilancia privada también tiene competencias propias y de apoyo en otras zonas de los aeropuertos.

Fuentes policiales consultadas por Europa Press han señalado que "en términos generales" a todos los pasajeros se le pide el pasaporte si bajan del avión, sean en vuelos comerciales o privados. También dan por hecho que un aeropuerto como el de Madrid-Barajas dispone de un circuito de cámaras en todas las zonas, tanto pistas como pasillos y accesos a salas.

GESTIÓN DE SALAS VIP
Las salas VIP privadas de la zona internacional del aeropuerto de Madrid-Barajas se alquilan y hay unas ventanillas donde se chequea policialmente la identidad de cada persona a través del pasaporte, aunque sin necesidad de sellarlo, que es el paso previo para considerar que alguien ha pisado suelo español. Esta información se gestiona directamente por la comisaría de la Policía de Barajas, que cuenta con instalaciones propias y su propia Brigada de Extranjería.

Según estas fuentes, la sala VIP es zona internacional y no se considera espacio Schengen, por lo que en casos como el de la vicepresidenta venezolana Delcy Rodríguez no se podría actuar contra ella atendiendo a las sanciones de la Unión Europea y la prohibición para que entre en zona europea. En todo caso, subrayan que la Policía se tendría que haber limitado a impedir el paso a España y garantizar que la vicepresidenta venezolana volvía a subirse a su avión para abandonar el país.

El protocolo policial no contempla, en principio, que los agentes rechacen en frontera de forma automática a una persona si existe un problema con su pasaporte, si no hay constancia de que se le imputa un delito o tiene en vigor una orden de detención. Tampoco se establece como un procedimiento habitual que los policías accedan al avión para impedirle bajar.

Las fuentes policiales consultadas apuntan a que, con las normativas vigentes, las autoridades de cualquier país --y más en un aeropuerto como el de Barajas-- tienen conocimiento previo de las personas que viajan en un avión, aunque apuntan a que en los vuelos privados las restricciones son menores y puede haber algún déficit de información.

RESTRICCIONES EUROPEAS
La Unión Europea ha apuntado este viernes a las autoridades españolas como las responsables de controlar y verificar si la vicepresidenta del régimen venezolano de Nicolás Maduro llegó a ingresar en territorio común cuando aterrizó el pasado lunes en el aeropuerto de Madrid Barajas, lo que implicaría una violación de las sanciones del bloque que le impiden entrar en suelo europeo.

"La implementación de la prohibición de entrada es algo que compete a los Estados miembros y claro que esperamos que todos ellos cumplan con el régimen de sanciones que han acordado", ha declarado en una rueda de prensa en Bruselas una de las portavoces del Servicio Europeo de Acción Exterior, Virginie Battu-Henriksson.

El régimen de sanciones diseñado por la Unión Europea para castigar a altos cargos del régimen venezolano de Nicolás Maduro incluye la prohibición de "entrada" y de "tránsito" de las 25 personas inscritas en la lista de sancionados por su complicidad con la represión, incluida la vicepresidenta que hizo escala el pasado lunes en el aeropuerto de Madrid-Barajas, Delcy Rodríguez.

Así consta en la decisión que los Veintiocho adoptaron en noviembre de 2017 para establecer el marco jurídico que permitiera imponer medidas restrictivas a altos cargos de Maduro por participar en la represión interna e incurrir en violaciones de los Derechos Humanos.

Respecto a si un aeropuerto se considera territorio europeo a efectos de estas sanciones, fuentes de la Oficina de Información Diplomática (OID) consultadas por Europa Press han dicho que se trata de una cuestión técnica que hasta ahora no se había planteado y que la propia Comisión Europea lo está estudiando.

COMENTAR

Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil