miércoles, 28 de octubre de 2020 00:34
Economía

Cupra mantiene, pese a la pandemia, su objetivo de facturar 1.000 millones en 2021

|

El consejero delegado de Cupra y próximo presidente de Seat, Wayne Griffiths, posa junto a un Cupra Formentor en Martorell (Barcelona)

La llegada del Formentor a la planta de Martorell aumentará un 10% la producción de la fábrica

El consejero delegado de Cupra y próximo presidente de Seat, Wayne Griffiths, ha explicado que, pese a la pandemia, Cupra mantiene los objetivos de duplicar sus ventas y de llegar a una facturación de 1.000 millones de euros en 2021 y ha señalado que el nuevo Formentor será clave para conseguirlo.

En una entrevista concedida a Europa Press, el directivo ha sostenido que el Cupra Formentor, que acaba de arrancar su producción en serie en la planta de Martorell (Barcelona), va a jugar "un papel muy importante" en la rentabilidad de la compañía, uno de sus principales retos.

"Es un coche muy importante para la marca pero también para Martorell. Me ha alegrado mucho que la fábrica está en plena producción, con 2.000 coches al día. Esto me da mucha confianza ante el futuro, que seamos capaces de hacer un coche así en Martorell va a ayudar a aumentar la producción un 10% y garantizar el empleo aquí", ha añadido.

Ha señalado que las reservas del Formentor van "muy bien" y, aunque ha advertido de que aún es pronto, ha explicado que la demanda para el último trimestre del año también evoluciona bien, por lo que confía en la buena penetración del nuevo modelo en el mercado.

MERCADOS
Griffiths considera que uno de los mercados en los que se va registrar un mejor comportamiento es Alemania porque su segmento es muy grande, y ha destacado que el 'crossover' está creciendo en todas partes así como el segmento de modelos híbridos enchufables.

Además, espera cosechar buenos resultados en Alemania, Suiza, Austria, España y Francia, sobre todo cuando lleguen el resto de motorizaciones de la gama --siete en total-- y confía que el Formentor, junto al resto de vehículos de Cupra, permita a Seat entrar a nuevos mercados.

"Decidimos el año pasado reforzar nuestra presencia en América del Sur, fuimos a Colombia y a Chile, pero en estos momentos en estos mercados es complicado, están sufriendo mucho por el coronavirus y económicamente, pero se recuperarán y van a crecer mucho allí y estamos bien posicionados para aprovecharlo", ha añadido.

Sin embargo, ha destacado que en la compañía están enfocados en "lanzarlo bien" en Europa para tener un poco de referencia antes de pensar en mercados internacionales, a los que llegará a partir del primer semestre del año que viene.

VEHÍCULOS ELÉCTRICOS PEQUEÑOS
Preguntado por el desarrollo de la plataforma para vehículos eléctricos pequeños del Grupo Volkswagen, que inicialmente fue encomendada a Seat, Griffiths ha afirmado que el desarrollo de este tipo de coches es una tarea para Seat y su papel natural ya que siempre ha sido fuerte en este segmento.

"El gran reto es hacer estos proyectos de coches eléctricos rentables y Cupra nos ayudará a conseguir esto. Entonces, el gran reto que yo voy a tener aquí es luchar para este proyecto para la compañía aquí, y hacerlo rentable y realizarlo aquí en Martorell", ha añadido.

A largo plazo, tiene como objetivo preparar la compañía con las dos marcas hacia un futuro sostenible con la electrificación, electrificando la gama de productos y luchando para tener un papel clave en España en este campo, llevando nuevos productos y proyectos en Martorell, en sus palabras.

CAMINO HACIA LA ELECTRIFICACIÓN
Para poder desarrollar coches eléctricos, el consejero delegado de Cupra pide voluntad gubernamental para incentivar la demanda, como se ha hecho en otros países europeos, y la infraestructura de carga, para que la gente se decida a comprar coches eléctricos.

"Estamos trabajando con otras empresas de este país para solucionar esto juntos. No es un tema que podemos solventar nosotros solos ni ellos solos, hay que hacerlo juntos", ha defendido.

Sobre la necesidad de una fábrica de baterías en España, Griffiths ha sostenido que contribuiría a la rentabilidad para poder fabricar coches eléctricos pequeños, para los que se requiere mejorar la logística y la cercanía de los procesos en la fabricación.

"Si están cerca ayuda mucho, si tienes la creación de valor en el mismo país y la misma empresa esto ayuda", ha añadido.

COMENTAR

Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil