domingo, 28 de noviembre de 2021 04:03
Sociedad

El juzgado del accidente del Alvia de Santiago asume el caso de las monjas retenidas

|


Mercedarias Santiago


Tras cerrar la instrucción de la causa por el accidente del Alvia en Santiago de Compostela, con el maquinista cómo único imputado, el Juzgado de Instrucción número 3 de Santiago, que capitanea Andrés Lago Rubio, será el encargado de investigar la supuesta retención de tres monjas de origen indio en un convento de clausura de Santiago.


Según informó este jueves el Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG), el Decanato de los juzgados de Santiago hizo durante esta jornada el sorteo de la causa entre los juzgados de instrucción, tras recibir un último informe pendiente. Este reparto se hace dado que los hechos que se investigan ocurrieron en un momento indeterminado.


Ahora que la causa ya está repartida es el momento de que la Fiscalía mueva ficha y decida si actúa de oficio, ya que las religiosas supuestamente detenidas decidieron no presentar denuncia. El nuevo juez instructor deberá decidir, además, se llama a declarar como investigado la algún responsable de la congregación.


En un primero momento llevó la investigación el Juzgado de Instrucción número 1 de Santiago, a cargo de Ana López-Suevos, que realizó las primeras diligencias tras recibir una denuncia que informaba de que varias monjas de origen indio estaban retenidas en un convento de clausura de Santiago.


López-Suevos envió el sábado la una comitiva judicial de la Policía Nacional al convento de las Mercedarias de Santiago para pedir entrevistarse con las monjas supuestamente retenidas y tomó declaración a cinco de ellas, que le manifestaron su deseo de abandonar el convento.


LAS MONJAS CONFIRMARON QUE ESTABAN RETENIDAS


Las tres religiosas de origen indio supuestamente retenidas en el convento de las Madres Mercedarias de Santiago de Compostela confirmaron ante la jueza que hasta ahora instruía el caso que las retenían en contra de su voluntad.


Las tres monjas reiteraron su deseo de abandonar la orden en varias ocasiones, pero se encontraban con la negativa y las amenazas de la priora, que les retenía la documentación y les decía que serían deportadas de vuelta a la India si se iban.


Los agentes encargados de la investigación del caso advirtieron en sus diligencias de la existencia de "amenazas veladas" con una posible deportación a su país de origen se abandonaban la congregación. En el escrito que le trasladaron a la jueza también advirtieron de que las monjas estaban condicionadas por el "aislamiento del exterior", por la realización de un "trabajo excesivo" y por la "influencia" que ejercían sobre ellas sus superiores.

relacionada Las monjas indias del convento de Santiago confirman a la jueza que fueron retenidas en contra de su voluntad
relacionada La policía libera a tres monjas indias retenidas contra su voluntad durante años en un convento gallego
relacionada Víctimas del Alvia estudian interponer una queja al entender que la actuación del juez es "negligente"
relacionada El maquinista del tren Alvia siniestrado en Angrois, único imputado en el caso

COMENTAR

Sin comentarios

Escribe tu comentario




He leído y acepto la política de privacidad

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Pressdigital
redaccion@pressdigital.es
Powered by Bigpress
RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS. EDITADO POR ORNA COMUNICACIÓN SL
Mapa Web Aviso-legal Cookies Consejo editorial version mobil
CLABE